Nuevos estudios analizan la aspirina como un posible medicamento para el Covid-19

Una de las soluciones siempre estuvo frente a nosotros

Mientras una vacuna se desarrolla en todo el mundo para el Covid-19, científicos británicos están investigando el uso de la aspirina como medicamento para esta enfermedad, como indicaron dentro de un nuevo estudio publicado en el sitio Recovery.

Desde hace meses, la aspirina está siendo usada como un tratamiento alternativo para los pacientes infectados con Covid-19. Sin embargo, sus usos fueron estudiados de manera formal para detectar cuál es el el impacto de este medicamento sobre los pacientes enfermos.

El proyecto lleva el nombre de Recovery, en el que científicos y médicos están estudiando diferentes tratamientos clínicos para el combate al Covid-19, mientras los demás esfuerzos científicos se centran en el desarrollo de una vacuna efectiva y segura para este coronavirus.

cNet

Dicha investigación se está llevando a cabo en el Reino Unido, que está buscando específicamente si la aspirina puede reducir los riesgos de desarrollar coágulos sanguíneos en los contagiados de Covid-19 que desarrollen síntomas graves.

Estos coágulos incrementan significativamente el riesgo de mortalidad del Covid-19, generando hiperreactividad en las plaquetas, que no pueden ayudar, de esta forma, a detener el sangrado. La aspirina, por su parte, tiene un agente antiplaquetas y reduce significativamente el riesgo de desarrollar estos coágulos, según los resultados publicados hasta el momento.

La ventajas de la aspirina sobre otros anticoagulantes y desinflamatorios es que su producción es masiva, barata y es un medicamento de fácil acceso. Su estudio sigue en desarrollo y el impacto que puede tener sobre los tratamientos clínicos existentes es evidente, por lo que el combate al Covid-19 en los hospitales, sobre todo para pacientes que agravan, puede estar liderado por el uso de la aspirina.

(Foto: Jorge Núñez/EFE)

Recovery, además de trabajar con la aspirina, también está en la búsqueda de esteroides y anti inflamatorios de bajo costo para que los servicios médicos alrededor del mundo puedan combatir el Covid-19 con herramientas de menor impacto económico para los sistemas de salud.

ANUNCIO