Dicen que madre sólo hay una, pero en el CES presentaron una versión electrónica de quién nos trajo a este mundo, o por lo menos intenta cuidarnos de la misma manera.

La empresa francesa Sense presentó en Las Vegas este dispositivo en forma de una matrioska llamado Mother, diseñada para recordar a sus usuarios cuándo hay que lavarse los dientes, tomarse la medicina, o incluso no tomar tanto café. Obviamente, en lugar de gritos o reproches se reciben notificaciones a través de dispositivos móviles.

Para ayudar a cuidar de nosotros, Mother viene equipada con 4 cookies, pequeños dispositivos de plástico equipados con sensores de movimiento, posición y temperatura, que se comunican inalámbricamente con la madre. Cada cookie puede ser instalada en un cepillo de dientes, un frasco de medicinas, unos zapatos, o simplemente en la pared para monitorear todo lo que hacemos.

Cookies
Cookies, pequeños sensores movimientos con un tamaño de 50 mm x 22 mm

Por ejemplo, al instalarlo en una cafetera, puede detectar el calor y la hora para llevar un registro de cuántas tazas de café tomamos al día. Si el sensor no detecta movimiento en el frasco o la caja de pastillas, te recuerda que debes tomarla, o si usa de llavero entonces te notificará si olvidas las llaves en la oficina.

Toda la actividad es recibida por mamá y presentada en una aplicación móvil (iOS y Android) con estadísticas para que podamos conocer qué estamos haciendo mal y así mejorar nuestros hábitos. Para esto Mother tiene capacidad para controlar hasta 24 objetos, y la batería de cada cookie promete durar hasta un año antes de necesitar ser reemplazadas.

Mother-02
Mother ofrece estadísticas y gráficas sobre la actividad diaria del usuario

Rafi Haladjian, fundador de Sense señala que el trasfondo de este proyecto es demostrar una nueva forma de comunicarse con las máquinas, una forma natural en la que el usuario no tenga que aprender gestos nuevos, simplemente vivir normalmente.

Se espera que este dispositivo salga a la venta el primer trimestre de 2014, aunque ya está disponible en preventa en su sitio web por 222 dólares. Y aunque es un proyecto interesante, muchos dudan que pueda reemplazar el amor de una madre o la constante presión de preguntar en dónde estás cuando te vas de fiesta.

fuente Sense

temas