Wes Cherry escribió Solitario con el único fin de matar tiempo en la oficina. 

Desde 1990, la procrastinación ha sido definida por las horas y horas que hemos pasado jugando Solitario de Microsoft. Y no importa lo moderna y poderosa que sea tu computadora, irremediablemente siempre terminarás perdiendo el tiempo con este juego.

Ahora, gracias a una entrevista en Great Big Story, nos enteramos el juego nació de la mente y recursos de un joven que buscaba nuevas formas de matar el tiempo. No quería entretener, ni vender, ni sobresalir; él solo quería matar un poco de tiempo antes de salir de su pasantía (algo así como el servicio social).

En 1988, Wes Cherry se encontraba viviendo el sueño de cualquier joven amante del software: estaba en Microsoft, pero esto no significaba que trabajara en los proyectos importantes de Windows; más bien era un pasante que iba por los cafés, archivaba documentos y era tan bueno que terminaba rápidamente todos sus pendientes. Esto, evidentemente, le dejaba mucho tiempo libre entre que terminaba su trabajo y podía salir. Así que se dedicó a programar un juego que le ayudara a matar el tiempo. El resultado fue el famoso Solitaire (Solitario) de Microsoft.

Cherry narra que cuando los trabajadores de Microsoft conocieron su juego, quedaron maravillados, tanto que lo incluyeron en su sistema operativo, con las adaptaciones necesarias para que los usuarios pudieran manipular las barajas con el mouse. También cuenta que sólo a Bill Gates no le gustaba el Solitario, pues consideraba que los usuarios de PC lo encontrarían muy difícil.

“En ese tiempo no había muchos juegos, así que tenías que escribirlos”, narró Wes Cherry.

Originalmente, Wes Cherry había añadido un código que permitía cambiar la pantalla del Solitario por la de una ventana con Excel, para que los jefes no se dieran cuenta de que los jugadores perdían el tiempo en la oficina. Pero Microsoft lo obligó a quitarlo.

En 1990 el famosos Solitario llegó a Windows y desde entonces ha sido parte del sistema operativo. A pesar del éxito que ha tenido durante casi tres décadas, Cherry no ha recibido un solo centavo por su juego, ¿la razón? Cuando lo creo era pasante de Microsoft y no un trabajador.

“Si cada persona que tiene Solitario en su PC me diera un centavo, sería muy rico. Hasta ahora solo 14 personas me lo han dado, sigo esperando por los demás”, afirmó el creador del juego, quien ahora se dedica a la producción de sidra.

fuente Great Big Story

temas