Se trata de un SUV que pretende olvidarse de los controles tradicionales para dar paso a la era de las pantallas táctiles.

Nissan reveló un nuevo concepto en el Auto Show de Detroit, y aunque por fuera parece un coche con reminiscencias futuristas como tantos otros, por dentro es un verdadero complejo tecnológico. Se trata del Nissan Xmotion y tiene un total de siete pantallas táctiles en su interior, con las que que pretenden eliminar todos los controles manuales.

Este concepto tiene tres pantallas principales, así como pantallas en el extremo izquierdo y derecho que cubren el ancho del tablero. Además tiene una rejilla en forma de “V” con láminas horizontales, faros con tecnología LED en forma de “U”, tres filas de asientos y llantas con protección de fibra de carbono color negro.

En la parte de arriba hay un “espejo digital” en lugar de un retrovisor común y en lugar de una palanca encontramos, adivinaste, otra pantalla más. Nissan incluyó varios detalles en madera tratando de armonizar entre lo frío que puede resultar tanta tecnología con lo cálido que puede resultar un material orgánico.

La idea de Nissan es que los sistemas de infoentretenimiento se controlen con gestos y movimientos oculares, al tiempo que los controles sean tan intuitivos y el conductor no tendrá que preocuparse por casi nada. Por si fuer apoco, el coche se enciende a través del reconocimiento de huellas dactilares.

Y para rematar, el Nissan Xmotion tiene un pez koi virtual que se activa como asistente inteligente: algo simplemente ridículo y hermoso. Aunque finalmente ese es el chiste de los autos concepto y esas son las ventajas y desventajas, también, de soñar con el futuro.

fuente Nissan

temas