Al parecer el nuevo smartphone de la manzana es más frágil de lo que pensábamos.

En los últimos dos días se ha venido hablando de una característica muy particular del nuevo iPhone 6 Plus: su flexibilidad. Pero no nos referimos a su capacidad de funcionamiento, sino a que el dispositivo se dobla al ejercer presión sobre éste.

Algunos usuarios han reportado a sitios como MacRumors que su teléfono presenta una pequeña curvatura en la pantalla, luego de algunos días de uso. Según los afectados, la curva se observa a la altura de los botones y aparece luego de cargar el dispositivo en los bolsillos –frontales– del pantalón durante varias horas.

Al parecer el problema se debe al tamaño alargado del iPhone 6 Plus (5.5 pulgadas), su delgado grosor (7.1 mm) y, sobre todo, a su estructura de aluminio. En un video publicado por la gente de Unbox Therapy se puede ver cómo al imprimir mucha presión con las manos sobre el teléfono es posible deformarlo.

El clip ha causado tanta polémica, que posteriormente se subió uno con la comparativa de un Samsung Galay Note 3. Dicho aparato también se curva al presionar, sin embargo, regresa a su forma normal. Esto es posible gracias a que la estructura del teléfono es de plástico y no de aluminio, como el nuevo iPhone.

Si bien es cierto que el aluminio es un material delicado y nadie debería tratar de doblar un dispositivo como lo hacen en los videos (en serio, no lo hagan), no deja de sorprender la aparente fragilidad que tiene el iPhone 6 Plus. También es justo recordar que con el iPhone 5S se reportaron problemas con su carcasa de aluminio, aunque finalmente se trató de un mal uso y no de una falla en el diseño, lo cual también podría ocurrir en este caso.

Hasta ahora Apple no ha hecho ninguna declaración al respecto, aunque si las cosas siguen como hasta ahora, no sería raro que la compañía saliera a dar algunos consejos de cómo prevenir este tipo de “accidentes”.

fuente MacRumors

temas