El gigante de Redmond ha revelado su wearable deportivo, acompañado por una plataforma dedicada a recolectar y procesar datos relacionados con la salud.

Tras varias semanas de rumores, Microsoft finalmente ha decido entrar al mercado de los wearables, pues acaba de revelar su nueva pulsera inteligente llamada Microsoft Band. El aparato estará disponible a partir de mañana jueves 30 de octubre por un precio de 199 dólares.

Al igual que otros wearables similares, este dispositivo está diseñado para aquellos que gustan de hacer ejercicio. La pulsera está equipada 10 sensores que registran la actividad física del usuario, entre los que se incluye un monitor de ritmo cardiaco, podómetro y hasta un detector de rayos UV para medir la exposición al sol. Tiene una pantalla de 1.4  pulgadas, resolución de 320 x 106 píxeles, conexión Bluetooh 4.0 y una batería que –según Microsoft– dura hasta 48 horas.

Microsoft-Band-4
La pulsera está equipada 10 sensores que registran la actividad física del usuario

Además, el dispositivo también permitirá sincronizarlo con un smartphone, de forma que también sirve para mostrar notificaciones en caso de recibir llamadas, mensajes, emails o alertas de otros servicios como Twitter y Facebook. La banda también será compatible con apps como Runkeeper, Gold’s Gym y MyFitnessPal, gracias a los primeros acuerdos que la empresa ya ha firmado. Finalmente, el asistente Cortana funcionará con comandos de voz por medio del micrófono que integra el aparato.

Microsoft Health

Microsoft-Health

Pero la smartband no fue lo único que presentó hoy la compañía de Redmond, pues también ha trabajado en un servicio enfocado a la salud. Se trata de Microsoft Health, un sistema multiplataforma basado en la nube que tiene como objetivo recolectar y procesar todos los datos relacionados con la actividad física.

El plan de Microsoft es que su servicio sea útil para cualquiera, universal, sin importar el dispositivo que tenga o el sistema operativo con el que funcione. Es por ello que estar disponible para Windows Phone, Health también será compatible con Android y iOS.

Más allá de eso, la aplicación dará seguimiento al avance del usuario por medio de gráficas y mapas, así como el reconocimiento de patrones y vinculación con otras apps.  Si apenas ayer veíamos cómo Google Fit era la respuesta de Google a la plataforma de HealthKit de Apple, hoy Microsoft muestra músculo con una propuesta que, de inicio, luce más ambiciosa que la competencia.

fuente Microsoft Band

temas