El excéntrico millonario llegó a un acuerdo con los hackers de Lizard Squad para que dejarán de atacar los servicios de juego en línea de Sony y Microsoft y él pudiera volver a jugar Destiny

Ayer, muchos usuarios de Xbox Live y PlayStation Network (PSN) alrededor del mundo sufrieron al no poder conectarse a los servicios en linea de sus consolas. Casi al momento de que se reportaron los primeros problemas de conexión, el grupo de hackers Lizard Squad se atribuyó la responsabilidad de ser los culpables de arruinar la Navidad de muchos gamers.

El ataque llegó en un pésimo momento, debido a que justo en la Noche Buena previa a Navidad muchos niños, jóvenes y uno que otro labregón, recibieron como obsequios un Xbox One o PlayStation 4, los cuales no pudieron disfrutar al 100%. Durante varias horas del 25 de diciembre el servicio de PSN estuvo caído completamente, mientras que el de Xbox Live fue intermitente.

Cuando todo parecía perdido, como si fuera un especial navideño de Charlie Brown o los Pitufos, Kim Dotcom apareció para salvar la Navidad. El –ya no tan millonario– creador de Mega se convirtió en el mediador no oficial del conflicto con Lizard Squad, buscando convencer a los miembros del grupo en Twitter de no atacar a los servidores de Xbox Live y PSN, a cambio de cuentas Premium vitalicias en Mega.

Como se puede leer en la serie de tuits que Dotcom mandó a los hackers, lo que motivó al emprendedor alemán ha dialogar con Lizard Squad fue seguir jugando en línea el juego Destiny a través de Xbox Live: “Hola @LizardMafia, quiero jugar #Destiny en Xbox Live. Les daré a todo su equipo tickets premium de por vida en Mega si nos dejan jugar, ¿cool?”.

Hi @LizardMafia, I want to play #Destiny on XBOX Live. I’ll give your entire crew Mega lifetime premium vouchers if you let us play. Cool?

— Kim Dotcom (@KimDotcom) December 25, 2014

“Pidiendo al equipo de Mega que apruebe 3,000 tickets premium de @Megaprivacy para @LizardMafia, si detienen los ataques a Xbox Live y PSN inmediatamente”, escribió Dotcom en otro tuit explicando lo que hacía en ese momento.

Posteriormente, el grupo de Lizard Squad respondió los mensajes de Dotcom señalando que habían detenido el ataque de forma momentánea mientras esperaba que el alemán cumpliera con su parte del trato. Finalmente, los hackers indicaron que suspendían su ataque y que los problemas que aún se dejan sentir, sobre todo en PSN, son sólo secuelas, pero que en breve los dos servicios se restablecerán.

En Twitter Kim Dotcom se autonombró el “salvador de la Navidad para los gamers”, e informó que los hackers de Lizard Squad sólo tendría los beneficios de la cuenta Premium de Mega si no vuelven a atacar de nuevo a Xbox Live y PSN.

Una historia con un aparente final feliz, porque aun no se terminan de restablecer los servicios, que nos hace pensar que los milagros de Navidad sí existen.

vía The Verge

fuente Kim Dotcom (Twitter)

temas