Al parecer, este producto de la compañía con sede en Redmond, Washington podría servir para manipular tanques.

Sabemos que los HoloLens prometen darle un giro a 360º a las innovaciones de la realidad virtual (las cuales hasta la fecha han sido bastante decepcionantes), lo que no esperábamos (y seguramente Microsoft tampoco) es que este dispositivo fuera también un arma de guerra.

De acuerdo con The Verge, las gafas virtuales podrían ser un casco de guerra, ya que la compañía ucraniana LimpidArmor anunció en su sitio Defence Blog que se encuentra haciendo pruebas con equipo militar que incluye los HoloLens integrados a un casco.

Este casco está diseñado para los conductores de tanques e incluye un sistema CRS o de revisión circular, el cual permite tener una perspectiva del terreno a partir de dos cámaras laterales instaladas en el vehículo bélico. Las cámaras recuperan imágenes del exterior creando una vista completa de 360º. Por si fuera poca cosa, también pueden dar seguimiento a blancos de manera automática y tienen la capacidad de resaltar tanto soldados y posiciones enemigas como aliadas.

hololens-ucrania-2

LimpidArmor ya presentó una especie de prototipo en Kiev el mes pasado donde las autoridades ucranianas estaban presentes. Este sistema aún es un concepto, que a su vez representa una evolución en tecnología bélica. Sin embargo, esto no es necesariamente una señal de que las cosas sean mejores, hay veces es que es más sano mantener la ficción lejos de la realidad y no tratar de que una llegue a tocar a la otra. Si bien, Microsoft no tenía pensado desarrollar los HoloLens con una finalidad de este tipo, tampoco significa que no vayan a vender el dispositivo para crear estos cascos.

vía The Verge

fuente Defence Blog

temas