Joaquin Phoenix ganó el Oscar a Mejor Actor por Joker

Joaquin Phoenix ganó su primer Oscar, en su cuarta nominación por la estatuilla dorada.
(Warner)

Haciendo honor a los pronósticos, Joaquin Phoenix triunfó en la 92ava entrega de los premios de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas, y se convirtió en el primer actor que gana el máximo premio de actuación interpretando a un personaje de cómic, ni más ni menos que Joker, el príncipe payaso del crimen. Con esto Phoenix gana su primer Oscar, después de haber sido nominado en tres ocasiones anteriores por Gladiador (Mejor Actor de Reparto), Walk the Line (Mejor Actor) y The Master (Mejor Actor), perdiendo ante Benicio del Toro, Philip Seymour Hoffman y Daniel Day-Lewis, respectivamente.

Phoenix dejó en el camino a Antonio Banderas (Dolor y gloria), Leonardo DiCaprio (Once Upon a Time in Hollywood), Adam Driver (Historia de un matrimonio), y Jonathan Pryce (Los dos papas).

Joker cuenta la historia de Arthur Fleck, un hombre recientemente liberado del manicomio que se gana la vida como payaso de alquiler. Su trabajo le permite hacer lo que su madre siempre le prescribió como destino: repartir alegría en el mundo y poner una sonrisa en la cara de todos. Arthur tiene, además, una condición que lo vuelve más extraño: cuando está nervioso, triste o exaltado, se ríe sin control.

La actuación de Joaquin Phoenix en Joker es impresionante, sobre todo por mostrar a un personaje melancólico que poco a poco desciende a la locura. Así explica nuestro colaborador Nico Ruiz la transformación del personaje que vemos a lo largo de la cinta, que define como “una locura dolorosa, empática, violenta y tierna de Phoenix”.

“Al principio de la cinta, Fleck camina encorvado, doblado sobre sí mismo, replegado y derrotado. Todas las tomas en la ciudad, en estos momentos de tormento, lo muestran subiendo pendientes, subiendo escaleras, penosamente, arrastrando con los pies el peso del mundo. Ahí, los contrapicados son para ilustrar a Sisifo infeliz. Después de su transformación en Joker, Fleck baila, ligero como una pluma, metamorfoseado, corre y vuela por los aires… por primera vez, lo vemos bajando unas escaleras y caminar con la cara erguida en un contrapicados que domina como Atlas sin el peso del mundo.”

Con este premio Phoenix se consolida como uno de los mejores actores de su generación, y finalmente es reconocido por la Academia.