Por primera ocasión la franquicia de películas introducirá a un espécimen de reptil que no existió en la vida real.  

Después de que en Jurassic Park III el antagonista principal fuera un Spinosaurus, el dinosaurio carnívoro más grande que se conoce hasta ahora, parecía que a Universal Studios no les quedaba ningún gran reptil que pudiera competir como una amenaza mayor en la próxima película de la saga. Por ello, en lugar de usar a otro gran reptil, decidieron crear uno propio.

indominus-rex1

La silueta del misterioso dinosaurio y algunos datos sobre él fueron liberados en el sitio oficial de la película, el cual juega con ser la página real del parque jurásico. El nombre del animal es Indominus Rex, que originalmente se llamaría Diabolus Rex. De acuerdo con el guión de la cinta, se trata de un dinosaurio diseñado genéticamente para ser la peor bestia de la historia.

“Nos propusimos hacer del Indominus Rex el dinosaurio más terrorífico que hubiésemos mostrado nunca en ‘Jurassic World’. A primera vista, Indominus se parece a un T-Rex, pero los ornamentos de su cabeza y su placa ósea ultra-resistente puede provenir de un terópodo conocido como Abelisaurus. El Indominus cuenta con características genéticas de Carnotaurus, Majungasaurus, Rugops y Giganotosaurus” se lee en la descripción en el sitio web.

De acuerdo con los datos proporcionados por Universal, el Indominus Rex puede llegar a medir hasta 12 metros, alcanzar una velocidad de 13 metros por segundo y su rugido puede llegar a los 140 o 160 decibeles, parecido al ruido que hace un Boeing 747 despegando.

Jurassic World será dirigida por Colin Trevorrow, mientras que el reparto está encabezado por Chris Pratt, Bryce Dallas Howard, Vincent D’Onofrio, Ty Simpkins, Nick Robinson, e Irrfan Khan. La cinta se estrenará en Estados Unidos el 12 de junio de 2015, así que váyanse preparando para el regreso de los dinosaurios a la pantalla grande, acompañados del nuevo Indominus Rex.

indominus-rex

fuente Screen Crush

temas