Los investigadores esperan encontrar obras inéditas de Julio Verne.

Un grupo multidisciplinario de arqueólogos e historiadores de L’Universite Paris Descartes y del Club de Exploradores de Nueva York encontraron, oculto en la región francesa de Occitània, en los Montes Pirineos, “una cápsula del tiempo” que muy posiblemente contenga material perteneciente a Julio Verne.

La noticia por sí sola es fascinante y se nos antoja como la trama perfecta para una película, ¡pero aún hay más! Para localizar la cápsula, los investigadores tuvieron que descifrar la misteriosa relación que existe entre la obra del autor y su tumba. Con los resultados obtenidos (que aún no han sido revelados) y el uso de algoritmos complejos de geolocalización, el equipo pudo ubicar el área donde podría encontrarse el objeto. Y gracias al uso de drones y radares de penetración, finalmente fue comprobada la existencia de la cápsula.

Gracias al uso de drones y radares de penetración, finalmente fue comprobada la existencia de la cápsula.

Los primeros estudios arrojaron que el recipiente metálico encontrado data de finales del siglo XIX y estaba adornado con grabados, que apenas son legibles debido a la oxidación.

En cuanto a su contenido, ya está siendo analizado en un entorno seguro, pues un análisis radiográfico encontró que se encuentran deteriorados debido a la humedad en la que se encontraban. Las radiografías también muestran que se trata de documentos, libros y objetos metálicos de diferentes tamaños y formas, algo entusiasma a los investigadores que esperan encontrar obras inéditas de Verne.

El recipiente metálico encontrado data de finales del siglo XIX y estaba adornado con grabados.

De acuerdo con la prensa local, la segunda fase de la operación ya está en marcha, lo que implicará un mayor estudio. Se espera que en los próximos meses se muestre al mundo el contenido de la cápsula.

vía Newswire

temas