La empresa ha sido obligada por el Estado de California a parar sus pruebas de vehículos autoconducidos.

La ley californiana ha ordenado a Uber dejar de usar coches autónomos en San Francisco, según la Associated Press, al menos hasta que obtenga el permiso necesario por parte del gobierno de la entidad. El Departamento de Vehículos Motorizados de California emitió un comunicado donde confiaba –exigía– que Uber obtuviera ese permiso, pero la empresa de transporte privado sostuvo que no requería dicho permiso, ya que sus vehículos no eran completamente autosuficientes, es decir, llevan un conductor a bordo en todo momento.

Uber,  ya había dejado en claro que no tenía intención de solicitar este permiso, cuyos requisitos son detallados por el DMV (Department of Motor Vehicles) de California, en un sitio dedicado a la operación de vehículos autónomos en las vías públicas. De manera que fue necesario emitir una carta a Uber en la cual se le ponía fin a su lanzamiento del servicio de autoconducción; el DMV no titubeó y amenazó a Uber con presentar “acciones legales como solicitar una medida cautelar y más” si no toma precauciones.

Antes de que los reguladores estatales ordenaran a Uber que se detuviera, el vehículo autoconducido de la firma fue videograbado pasándose un alto, aparentemente, pero no se sabe si el auto era conducido por una persona o por computadora.

Lo anterior significa que sólo ha pasado menos de un día desde que Uber comenzó su prueba y ya tuvo su primer incidente documentado con los vehículos, lo cual le valió ser ordenado por el estado para detener lo que estaba haciendo. Esto definitivamente se parece más a los inicios intrépidos de Uber donde, para lograr sus objetivos mercantiles, a menudo actuaba en contravención de los reguladores locales.

El programa piloto de autoconducción de San Francisco es una expansión del lanzamiento original del servicio de Uber en Pittsburgh, a principios de este año. Esta extensión presentó una Suburban XC90 de Volvo, la cual viene a constituir una tercera generación de los vehículos autónomos de Uber en estas pruebas.

vía TechCrunch

fuente The Washington Post

temas