Los representantes del servicio dicen que los antiguos propietarios no fueron honestos respecto al éxito de la plataforma.

Justo hace apenas un año, el popular músico Jay Z revivió el servicio de streaming musical Tidal de la mano de un puñado de artistas de renombre de los que por supuesto destacan su esposa Beyoncé y su amigo Kanye West.

Para celebrar el relanzamiento de este servicio justo en marzo del año pasado, fue organizado un breve evento en el que estuvieron presentes todos los co-propietarios. Desde entonces, el servicio que pretendía comerle el mandado a otras plataformas populares como Spotify utilizando como atractivo su oferta y la promesa de contar con la mejor calidad musical, ha andado por un terreno bastante rocoso que se ha visto envuelto en polémicas, y se ha traducido en la poca aceptación del público.

Tidal mencionó recientemente que ya cuenta con 3 millones de suscriptores, pero la mitad de ellos se encuentra apenas en el periodo de prueba del servicio y no hay forma de saber si continuarán pagando mensualmente. Y no sólo eso, todos los artistas que habían apoyado la iniciativa desde el principio han estado ignorando la exclusividad con el servicio para llevar a cabo sus lanzamientos a través de otras plataformas, pues no le encuentran del todo rentable.

A través de un reporte de Bloomberg se ha dado a conocer que Jay Z está considerando tomar ciertas medidas en contra de la compañía noruega Schibsted, quien vendió Tidal al intérprete y a su séquito de artistas por 56 millones de dólares. Representantes informaron que los antiguos dueños del servicio no reportaron acertadamente la cantidad de suscriptores que albergaba hasta ese momento, ellos afirmaron entonces que éste contaba con 540,000, pero esto aparentemente no es verdad. Así que el músico envió una serie de cartas que advertían sobre las intenciones legales en contra de Schibsted, que por su parte ha declarado a través de un representante, que sus afirmaciones no son verdad, pues de acuerdo con ellos, todos los números que fueron reportados, han sido claros.

Sólo el tiempo aclarará cuál de las dos partes es la que tiene la razón.

 

fuente Bloomberg

temas