Acusan de satánica a un estatua de Spider-Man

La colocación de una estatua de Spider-Man en Lincoln, Nebraska, causó mucha confusión.
(Foto: Sony Pictures Animation)

La colocación de una estatua de las manos de Spider-Man parece haber generado confusión e incluso miedo en Lincoln, Nebraska. Es un “crimen de odio contra la Iglesia”, dijo una mujer originaria de esta ciudad asustada por culpa de Spidey.

Esta pieza de 1.80 metros de altura de las manos de Spider-Man en forma de cuernos fue colocada cerca del zoológico infantil de Lincoln como parte de un proyecto artístico de beneficiencia llamado “Serving Hands Lincoln”. Sin embargo, sus intenciones fueron malinterpretadas.

En una queja por escrito dirigida al alcalde Leirion Gaylor Baird, la mujer pidió que la estatua fuera retirada del parque de la ciudad por tratarse, según ella, de una escultura demoníaca. De acuerdo con el diario local Licoln Journal Star, la mujer escribió:

“Es una escultura de dos manos abiertas, pintadas de rojo y negro y formando los cuernos del diablo”, explica en su denuncia. “Esto es anticristiano, demoníaco, completamente inapropiado y ofensivo de colocar frente al zoológico infantil y los jardines donde se casan las parejas “.

(Foto: Francis Gardler/Lincoln Journal Star)

Pero en una explicación en defensa de la estatua, Matt Schulte, el director ejecutivo del grupo sin fines de lucro, dijo que en definitiva las manos de Spider-Man no tenían ninguna relación con el diablo. “Claramente tiene una intención infantil muy juguetona”, agregó. Mientras que Ian Anthony Laing, el creador de esta obra hecha con fibra de vidrio, aseguró que se trataba de una oda a su superhéroe favorito.

Junto con otras 59 esculturas de manos, la pieza de Laing será subastada y dos tercios de las ganancias beneficiarán a Campus Life en su 50 aniversario.