James Franco responde a las acusaciones de acoso sexual en su contra

El abogado del actor dijo que las acusadoras estaban tratando de "brincar al tren del #MeToo."
(CBS)

En octubre del año pasado dos ex-estudiantes de James Franco acusaron al actor de acoso y explotación sexuales, y presentaron una demanda ante el Tribunal Superior del Condado de Los Ángeles. Las jóvenes Sarah Tither-Kaplan y Toni Gaal acusaban a Franco de haber tenido comportamientos inadecuados y de abuso de poder para explotarlas sexualmente. Hasta el momento el actor que interpretara a Harry Osborne en la trilogía de Spider-Man no había dicho nada públicamente. Sin embargo presentó una respuesta a las acusaciones alegando que es inocente y que las acusadoras intentaban “subirse al tren del #MeToo.

También te recomendamos: James Franco es acusado de explotación sexual por dos de sus estudiantes

En un documento fechado el 28 de febrero del Tribunal Superior de Los Ángeles, el abogado de James Franco escribió que las acusaciones en contra de su cliente son intentos por llamar la atención. Además dijo que forman parte del “insaciable apetito de los medios por arruinar la carrera de la siguiente celebridad.”

“Las salaces alegaciones en la queja han hecho un gran encabezado sensacionalista, pero como la mayoría de las historias de encabezado, son falsas e inflamatorias, legalmente infundadas y ocasionadas de forma colectiva con el obvio propósito de ganar tanta publicidad como sea posible para acusados faltos de atención.”

Por su parte, el abogado de la dos jóvenes, James Vagnini, ofreció su respuesta a las declaraciones del abogado de Franco:

“El agresivo intento del señor Franco para hacerse la víctima y para manchar la reputación de las sobrevivientes es, desafortunadamente, una táctica común usada por los perpetradores de malas acciones… Creemos firmemente que la réplica del señor Franco no tiene ningún mérito y confiamos en que, conforme trabajemos en el proceso legal y escuchemos a otras testigos y sobrevivientes, haremos justicia por completo.”

No es la primera acusación de acoso sexual que James Franco enfrenta. En 2018 se le acusó de abusar de al menos cinco mujeres (incluyendo a Sarah Tither-Kaplan), acusación que Franco negó.