La inteligencia artificial de Google logra reducir la la brecha con la actuación humana en más del 50%.

La comunicación verbal entre humanos y máquinas, una de las promesas de la ciencia-ficción, está a punto de cambiar para siempre gracias a los avances del proyecto DeepMind, la apuesta de Google por crear una inteligencia artificial 100% autónoma.

Los científicos encargados del proyecto han logrado crear un programa de habla, llamado WaveNet, con el cual DeepMind puede interactuar con los humanos hasta 50% más rápido –y sonando más natural–, que los mejores procesadores de voz que existen en al momento.

La clave de su funcionamiento está en el aprendizaje.

La red neuronal de WaveNet se alimenta de miles de datos que le ayudan a ir mejorando la ejecución de sus funciones. La plataforma se enfoca en la frecuencia y flujo de las ondas de audio, emulando casi a la perfección el ritmo humano, pero no sólo eso, puede distinguir si su interlocutor es hombre o mujer y, en consecuencia, es capaz de cambiar de identidad y mostrar distintas emociones. Todo esto para generar discursos coherentes y fluidos o sintetizar otras señales de audio, como la música generada por un piano, sin que notemos la diferencia.

La idea de este proyecto es que en un tiempo muy próximo sea imposible distinguir entre la voz de una máquina y un humano ¿Qué más podemos esperar de esta inteligencia artificial? Seguro lo descubriremos muy pronto, pues su evolución va dando pasos agigantados.
Si quieres escuchar la voz de WaveNet puedes acceder a través de este enlace.

fuente Deepmind

temas