Reseña: Tales of Arise, una celebración perfecta para 25 años de historia

| 5 de octubre de 2021
Tales of Arise es la celebración por los 25 años de la serie y uno de los mejores RPG que puedes encontrar en 2021.

Tales Of es una de las grandes series de RPG japonés que tenemos la dicha de encontrar en prácticamente cualquier consola. Y es que para muchos puede vivir en la sombra de Final Fantasy y Dragon Quest, pero la realidad es que suele mantener por encima de las expectativas y con pocos o nulos reclamos por parte de los jugadores. Así que para celebrar su 25 aniversario, Bandai Namco ha optado por renovar su franquicia, sin afectar a los nostálgicos, pero apostando por mecánicas y hasta una historia que se sienta acorde a nuestros tiempos. Tales of Arise es un cambio que podría no ser tan arriesgado en un principio, pero que nos deja en claro el potencial de la serie y su legado en el mundo de los videojuegos.

Arise

Con algunos toques de Game of Thrones, pero manteniendo esa fantasía japonesa de magia y guerreros medievales, Tales of Arise nos coloca en un mundo dividido por los privilegios y las clases sociales. Dahna y Rena son las nuevas locaciones en las que tendrá lugar nuestra aventura, siendo la primera una especie de Tierra medieval que ha sido sometida por completo ante la fuerza y potencia tecnológica de la segunda. Rena es tan fuerte que dividió al otro planeta en cinco reinos, con el fin de otorgar poder a cinco diferentes lores, quienes esclavizaron y sometieron por completo a hombres, mujeres y niños de cada rincón de Dahna.

Imagen: Bandai Namco

Una vez que tomamos el control del juego, nos encontramos en los zapatos de un esclavo dahnano conocido como Máscara de Hierro… porque su rostro está cubierto por una impenetrable máscara de hierro (dah). Este personaje no recuerda nada de su pasado, debido a que apenas logró sobrevivir tras llegar misteriosamente al reino de Calaglia. Por suerte, su naturaleza permanece intacta y a pesar de su amnesia y los problemas que enfrentan los esclavos, nuestro protagonista siempre busca proteger a los indefensos.

Sus aspiraciones a héroe lo llevan a cruzar camino con Shionne, una joven renana que escapa de los suyos, pues tiene un objetivo muy claro: acabar con los lores de todo Dahna. Al encontrarse, una química especial surge entre ambos, y como buen videojuego japonés terminan uniéndose en su misión de salvar al mundo… sin importar los intereses personales de cada uno o las diferencias sociales. Esta dinámica tiene un toque particular entre Shionne y Máscara de Hierro, pero se repite a lo largo de la historia de todo el juego, pues entre más avanzamos por los reinos nuestra party se va haciendo cada vez más grande.

Afortunadamente, el catálogo de personajes disponibles es bastante interesante y está lleno de personalidad, con un punto en común que va resonando a lo largo de la historia: todos comparten un pasado trágico por culpa de la división social que existe en Dahna. Claro, el peso de la historia y los momentos clave recaen en nuestro enmascarado… al que después de unas horas de juego conocemos como Alphen y en Shionne; quien, por cierto, no puede tener contacto con nadie más debido a que su cuerpo emite energía que daña a quien se le acerque demasiado. Excepto por Alphen que, convenientemente, nunca siente dolor. El toque de fantasía no se pierde en lo absoluto.

Imagen: Bandai Namco

Si vas a pasar más de 50 horas jugando es necesario que la historia sea lo suficientemente interesante, y en el caso de Tales of Arise el gancho siempre está ahí, pero únicamente con los miembros de la party y sus personalidades. No está mal, pero en ocasiones la trama principal queda a deber un poco y los mejores momentos tardan en llegar. Si bien esto puede ser un aliciente para seguir jugando, estoy seguro de que para la mayoría será demasiado tiempo sin muchas emociones, y los que que aguanten lo harán por el sistema de batalla o por lo rápido que se encariñaron con los protagonistas.

Por otro lado, Tales of Arise es un juego bastante ágil, por lo que no tendrás que pasar mucho tiempo en misiones secundarias que no llevan a nada, y puedes dedicar todas las horas de juego a explorar con tu party cada rincón disponible para hacerte más fuerte o encontrar objetos que te ayudarán en las misiones disponibles. Además, explorar te permitirá aumentar la interacción entre cada uno de los personajes, pues existe la posibilidad de disfrutar de algunas pláticas en forma de “cómic” en donde los deseos, temores e inquietudes de los protagonistas salen a flote en conversaciones bien estructuradas y entretenidas de leer.

Para finalizar este apartado, me parece un poco extraño que la gran cinemática inicial del juego suelte varios spoilers de la primera mitad de la aventura, sobre todo en el armado del equipo y la forma en que van uniéndose a la party… hasta la gran revelación de Alphonse aparece antes de que siquiera lo hayamos conocido. Parece que Bandai estaba muy confiada y decidió adelantar en grande la primera mitad del juego para que la segunda parte tuviera un mayor impacto. No me quejo del todo, pero fue demasiado spoiler.

Combo breaker!

Imagen: Bandai Namco

Dentro del gameplay de Tales of Arise es donde de verdad llegan las sorpresas, sobre todo cuando las peleas son tan rápidas, emocionantes y llenas de posibilidades. Comenzamos solo con Alphonse y Shionne, el primero con su flamante espada de fuego y la segunda con la posibilidad de usar artes curativas y un poderoso rifle que aparece de la nada. Comenzar con dos personajes nos ayudará a entender todas las posibilidades disponibles, como la combinación de ataques, la posibilidad de cambiar de personaje durante la batalla y la acumulación de combos para hacer más daño al enemigo.

Conforme recorremos reinos sumamos aliados y cada jefe final disponible nos ayuda a entender mejor cómo es que funcionará nuestra party al sumar un nuevo personaje. Por ejemplo, Kisara guarda un poderoso escudo que frenará al enemigo y nos dará la oportunidad de atacar. Mientras que Law es todo lo contrario, pues sus poderosos golpes harán que las defensas del rival desaparezcan. Por suerte, no tenemos que sacrificar a nadie al entrar en la pelea, pues al aire podemos cambiar a los personajes que se quedaron en la banca e incluso movernos entre los 6 miembros de la party cuando tengamos el equipo completo.

Imagen: Bandai Namco

Teniendo en cuenta la cantidad de personajes disponibles, el combate se convierte en lo más importante de toda la aventura. De entrada, cada personaje cuenta con ataques y artes especiales, ideales para ciertos enemigos, y los movimientos están diseñados para sumar combos hasta que nos quedemos sin energía. Una vez que entendemos para qué sirve cada ataque o qué habilidades nos convienen más, podemos dedicarnos a mezclar personajes y ataques, ya sea a través de magias o esperando a que la barra del “super” cargue por completo y desatar una hermosa coreografía de dos personajes, que además de ser muy emocionante también es muy poderosa.

Si tuviéramos que señalar alguna referencia reciente puede que lo más cercano a este dinámico sistema de combate esté en Final Fantasy VII Remake, donde la acción tiene la misma prioridad que la campaña. Así que este podría ser el momento perfecto para sumarte a la saga de Tales of, sobre todo si habías mantenido distancia por lo abrumador que puede ser un RPG japonés. Y es que mientras juegos como Scarlet Nexus buscan entregar elementos de RPG para hacer las más grandes y significativas sus experiencias, Bandai Namco invierte los papeles en Tales of Arise, y la acción es la que busca dar ese aire de renovación por los 25 años de la serie.

Pero no te preocupes, si lo que estás buscando es un juego en donde la personalización y el cuidado de las habilidades del personaje sean una pieza fundamental, Tales of Arise también te ofrece la posibilidad de dar seguimiento a diferentes elementos de los personajes disponibles a través de sus armaduras, armas y aumento de estadísticas a partir de la comida que pueden cocinar en los diferentes puntos de descanso. Además, la administración de los recursos se convierte en un punto totalmente relevante cuando superas la primera mitad del juego y te comienzas a sumergir en calabozos más complicados por culpa de la cantidad de enemigos. Así que debes cuidar muy bien la cantidad de pociones que llevas contigo, las mejoras que te dan ciertos alimentos y la alineación de personajes con las que enfrentarás al próximo jefe de nivel.

Imagen: Bandai Namco

Tales of Arise busca poner a prueba tus habilidades estratégicas a través de un sistema de juego que te da todo para que tú elijas lo que más te convenga. Y es que así como tener una party completa nos deja con un montón de momentos épicos y combinaciones poderosas, también llega un punto en el que no sabemos cómo es que solo quedan dos personajes en pie y las pociones se acabaron hace varios minutos. No se trata solo de llegar y lanzar ataques a diestra y siniestra (que puede ser una idea errónea después de unas horas de juego), sino de llegar a un escenario con una buena combinación de ataques y seguros de los cambios. Además, desde el menú de pausa puedes modificar TODO durante la batalla, así que si por alguna razón elegiste mal un arte o necesitas el control de otro héroe, estás a un par de clics de poner las cosas en orden.

Belleza renana

Tales of Arise remata su historia y gameplay con visuales extraordinarios y una música llena de momentos increíbles. Dentro de los gráficos encontramos escenarios vibrantes, con montones de detalles y estructuras bellamente recreadas en cada uno de los reinos. La dirección de arte se hace presente a través de la personalidad de cada lugar que recorremos, donde la propia historia dicta sus características principales, ya sea que nos encontremos en un valle a las orillas de un volcán en donde la esclavitud es la única forma de vida o en un reino que ha revolucionado la forma en que interactúa el lord con su gente. Cada rincón está tan bien trabajado que solo nos invita a seguir explorando.

A este punto hay que sumar el diseño de los personajes, que responden totalmente a su personalidad y que nos permite comprometernos más rápidamente con la historia. Claro que están las waifus japonesas con toques medievales, pero también hay características importantes para la concepción de sus armas, armaduras y hasta trajes especiales. Lo mismo pasa con los villanos y sus identidades sacadas de anime en donde sus conflictos personajes resaltan en su apariencia física o movimientos. Está claro que Tales of Arise le debe mucho al anime, y nos hubiera gustado que este juego tuviera una versión animada como ya lo hizo Tales of Zestiria o, más recientemente, Scarlet Nexus.

Imagen: Bandai Namco

La música cumple perfecto con su cometido, aunque por momentos se puede llegar a sentir un tanto repetitiva… sobre todo si te pierdes en las mazmorras o explorando el mapa. Sin embargo, muchas de las mejores piezas las vas a mantener íntimamente ligadas a los mejores momentos del juego. Lo mismo pasa con el doblaje, pues el juego te permite jugar en japonés con subtítulos en español, lo que refuerza claramente la idea de un anime y mantiene intactas las interpretaciones originales. Nos quedamos con las ganas de un doblaje al español latino.

Para esta reseña tuvimos la oportunidad de jugar la versión de PlayStation 5 y no hay nada mucho que reprochar en cuanto a la consola, pues la velocidad con la que carga el juego y la calidad visual son innegables. Lo único que notamos es que algunas texturas tardan en cargar un poco en el mapa, lo que genera mucho popping. Para nada es un punto que interrumpa la experiencia, pero es muy evidente que algo falla en ese elemento.

Imagen: Bandai Namco

Tales of Arise intenta ser una bocanada de aire fresco para la serie, pero no arriesga tanto como uno podría esperar al presentarse la oportunidad de festejar sus 25 años. Lo que sí hace Tales of Arise es pulir muchos de sus elementos en el sistema de combate, con el fin de ofrecer una experiencia más cercana a sus competidores actuales, sin perder el toque estratégico o la posibilidad de explotar los mejores atributos de cada personaje disponible. Bandai Namco entrega un juego completo, que incluso arriesga en su historia para hablar de desigualdad y clases sociales desde muchos ángulos, sin olvidarse de los héroes que siempre salen a defender al desprotegido.

Lo bueno
  • Una experiencia que te durará varias horas
  • Todos los personajes que te pueden acompañar
  • Shionne y Kisara
  • Visualmente es increíble
  • Gran sistema de combate y buenos combos
Lo malo
  • La historia puede tardar un poco en despegar por completo
  • No hay una versión en anime
Veredicto

Tales of Arise es uno de los mejores RPG que puedes encontrar en el mercado y probablemente el mejor de todo 2021. La experiencia completa deja satisfecho al jugador más veterano de la serie, y es ideal para aquel que nunca le ha dado una oportunidad. Además, si eres de los que no tiene mucho tiempo libre y busca un juego para jugar por MUCHO tiempo, este es el título perfecto. Sin duda, una gran forma de celebrar 25 años de existencia.

ANUNCIO

Más reseñas