Una misteriosa bola de fuego azul cayó en Australia, y los científicos no saben qué es

Aunque tienen varias teorías, los científicos no están seguros de qué se trata.
(Perth Observatory)

El lunes por la mañana el cielo australiano fue testigo de un asombroso evento. Durante la madrugada una misteriosa bola de fuego azul atravesó el firmamento, y aunque los científicos tienen varias teorías sobre su identidad no están seguros de qué se trata exactamente.

También te recomendamos: Astronautas logran crear el quinto estado de la materia en el espacio

En un video capturado por el Observatorio Perth se ve cómo la bola de fuego azul atraviesa el cielo. Lo primero que pensaron los científicos era que se trataba de un meteorito, pues su larga cola era señal de que se estaba desintegrando conforme entraba en contacto con la atmósfera. No obstante también podría tratarse de los restos de basura espacial que fueron atraídos a la superficie de nuestro planeta por la gravedad, como restos de algún cohete o satélite artificial.

Sin embargo esto tampoco parece probable, ya que los restos de basura espacial quemándose suelen lucir muy diferentes:

“Lo que solemos ver cuando se trata desechos espaciales como un cohete quemándose son chispas y crujidos. Esto se debe al hecho de que el material se está quemando, y por eso el panel solar se deshace mientras va cayendo, y también hay pedazos de metal que se desprenden mientras son consumidos por la atmósfera” comentó en una entrevista el astrónomo Renae Sayers de la Universidad de Curtin, Australia.

Según Live Science tampoco hay evidencia de que se tratara de un meteorito que entrara en la atmósfera.

(Perth Observatory/Shaz Hussien)

A pesar de la falta de pruebas, lo más seguro es que se tratara de una roca espacial quemándose al entrar en la atmósfera terrestre. Pruebas a favor de esta teoría es la larga cola del objeto, así como su trayectoria casi recta como si se tratara de un objeto que viajaba a una gran velocidad.

(Perth Observatory/Shaz Hussien)

El incidente pudo ser avistado desde Port Hedland y Cape Preston, Australia, y aquí pudes ver el video de este asombroso evento:

ANUNCIO