Reseña: Ring Video Doorbell y Ring Chime Pro, cámara de seguridad, timbre y compatibilidad con Alexa

| 28 de julio de 2021
¿Alexa quién está tocando la puerta?

Existen dispositivos que no solo ayudan a que nuestro hogar se acerque más a un sueño tecnológico, sino que también logran hacer más fáciles tareas complicadas para la vida en el hogar como la seguridad, prevención y hasta la vigilancia. Y es que no es lo mismo un foco que prende con ayuda de Alexa y que apenas y alumbra tu cuarto, a un timbre con cámara que incluso puedes usar como cámara de seguridad y que puedes ver directamente en la televisión.

Ring Video Doorbell y Ring Chime Pro son un par de dispositivos que se pueden configurar fácilmente con la red privada que, muy probablemente, ya tienes en casa. Pero que destacan por la forma en que se emparejan con otras piezas tecnológicas clave de nuestro día como la televisión, tabletas y hasta smartphones. Ya sea como un timbre que puedes exponer en la entrada de tu hogar o como una cámara de vigilancia, Ring Video Doorbell resulta ser una solución elegante para la seguridad y Ring Chime Pro un complemento ideal para dicha tarea.

Ring! Ring!

Comencemos con Ring Video Doorbell, este dispositivo es principalmente un timbre (de ahí el ring, ring). Sin embargo, su diseño le permite colocarse tanto al frente de la puerta, como en prácticamente cualquier superficie plana e incluso colgarse en algún rincón para mantener vigilado tu hogar.

Imagen: Amazon México

Ring Video Doorbell cuenta con una cámara que graba en 1080p, un botón que funciona como timbre, bocina y micrófono para interactuar a distancia, una batería de larga duración y conectividad Wi-Fi, al menos en cuanto a sus cualidades más relevantes. Además, el dispositivo incluye todo lo que necesitas para instalar el aparato, desde las pijas y taquetes, hasta un desarmador y un pequeño nivel para dejarlo todo listo.

A diferencia de otros sistemas de seguridad o incluso un interfon, Ring Video Doorbell no requiere de un instalador, por lo que en menos de 10 minutos podrás colocarlo en tu puerta o ponerlo en un lugar que te permita monitorear lo que pasa en tu casa, cuarto o patio. Quizá lo que más te retrase sea el hecho de poner a cargar el dispositivo, pero en unas dos horas y media la batería se llena por completo y no vas a tener que repetir el proceso hasta varias semanas después.

Todo lo relacionado a las opciones, configuración y uso sigue un principio muy claro: mantener las cosas simples, con el fin de que cualquier pueda disfrutar de sus beneficios. Extrañamente la configuración inicial es la que más tarda, entre la carga de la batería y la conexión, te recomendamos un poquito de paciencia.

En mi caso decidí utilizarlo como una cámara de vigilancia, pues durante el periodo de prueba mi casa estaba pasando por algunas remodelaciones y la comunicación entre mi cuarto y la planta baja era un poco complicada. Coloque el Ring Video Doorbell de forma en que pudiera tener una toma completa del patio (y mi cuarto), revisar quién entra y sale y comunicarme con mis hermanos en la planta baja. Además, podía mover el dispositivo de un lugar a otro fácilmente si necesitaba poner atención en otros espacios.

Imagen: Código Espagueti

Lo anterior no sería posible sin la aplicación de Ring, ésta se vincula directamente al dispositivo, sin pasar por otra app, para poder controlar y visualizar lo que pasa en el Ring Video Doorbell. Éste es el punto más interesante, porque en cualquier momento y lugar puedes acceder al video en vivo del dispositivo, así como recibir notificaciones relacionadas al sensor de movimiento y, por supuesto, al toque del timbre.

Desde tu móvil puedes charlar con la persona que está del otro lado del aparato, mantener vigilado un lugar o comunicarte sin la necesidad de que alguien active el botón del timbre como si fueras el Gran Hermano (eso nunca suena bien). Como dije párrafos más arriba, todo sigue instrucciones simples; como los controles para ver los videos que se grabaron en la nube cuando el dispositivo detectó movimiento o cuando alguien tocó y no pudiste atender.

Además, Ring Video Doorbell cumple muy bien con elementos básicos para la vigilancia y que siempre parecen ser un mal chiste en estos aparatos, tal es el caso de la calidad de la imagen o la voz que podemos escuchar a través del dispositivo. Siempre tendrás una toma limpia del lugar que quieres mantener vigilado o de las personas que tocaron a la puerta. Otros puntos a destacar sobre la cámara es la visión nocturna, que entrega imágenes nítidas, mientras que el sensor de movimiento comenzará a grabar justo cuando sienta que alguien está cerca y de pasó te mandará una notificación al teléfono.

Si vives con más de una persona puedes agregar usuarios a través de la app para que otros teléfonos o tabletas tengan acceso a la cámara del aparato. Sobre esa misma línea, Ring Video Doorbell es compatible totalmente con Alexa a través de la asociación de dispositivos en la app correspondiente. Una vez configurado el Ring Video Doorbell con Alexa, podrás acceder a él en cualquier dispositivo conectado a ese usuario como pueden ser pantallas o dispositivos Echo Show. Aquí reina nuevamente la facilidad, pues basta con decirle a Alexa que “le hable” al Ring para poder ver el video en vivo.

Imagen: Amazon México

Puede que la experiencia sea de comercial, pero resulta bastante útil cuando no quieres bajar de tu cuarto para ver que pasa en el patio o en la calle, incluso solo para tener vigilado un cuarto con una mascota o niños. Esta misma idea se retoma dentro del timbre, pues en cuanto suena lo podrás visualizar en los dispositivos compatibles.

Todo lo relacionado a la configuración del dispositivo y los miembros del hogar con acceso a éste deben tratarse con cuidado, pues es tan sencilla la comunicación que desde la oficina podrías revisar tu sala por pura curiosidad. Si vives solo no pasa nada, pero en caso contrario debes poner al tanto a tu familia sobre cómo es que Ring Video Doorbell y otros aparatos del ecosistema están abiertos a transmitir video y audio en cualquier momento.

Un punto que puede parecer obvio y que no hemos señalado es la conectividad Wi-Fi de Ring Video Doorbell. De entrada, es conveniente que el timbre lo coloques en un lugar con buena señal, para que la transmisión de video y audio no pierdan calidad. Además, la configuración inicial la debes hacer desde la misma red, por lo que tendrías problemas cuando los tres puntos clave de esta ecuación no coinciden: timbre, modem y la persona que quiere estar atenta al timbre.

¿Y el Ring Chime Pro?

Para lo anterior está el Ring Chime Pro, un pequeño dispositivo que funciona para amplificar la señal del Ring Video Doorbell, así como para mantener las “notificaciones” al alcance de cualquier rincón de tu casa. Este complemento se conecta directamente a la corriente eléctrica y después al Wi-Fi a través de la app de Ring, para que al final tengas una alerta más tradicional que te indica cuando alguien toca o quiere comunicarse contigo.

Imagen: Amazon México

Ring Chime Pro puede funcionar para que las personas puedan estar alertas sobre lo que pasa en la puerta sin la necesidad de un teléfono y las constantes notificaciones. De igual manera puede resultar útil en casas muy grandes en donde el sonido del Ring Video Doorbell no cubre por completo el terreno o la conexión Wi-Fi pierde intensidad. Sin embargo, puede ser un accesorio costoso, sobre todo cuando la app obligatoria de Ring y la compatibilidad con Alexa son tan sencillas.

En mi caso conecté el Ring Video Doorbell a una red Wi-Fi con bastante distancia entre el dispositivo y el modem, pero no tuve ningún tipo de problemas con la conexión y la calidad de imagen y video eran muy buenas; para ver el video en vivo de la cámara en un Echo Show o una televisión con Alexa, nunca hubo dificultades, sin importar que estuvieran en redes diferentes. Por lo tanto, Ring Chime Pro responde a necesidades muy específicas, por lo que recomiendo que primero revises si es totalmente necesario en tu ecosistema tecnológico.

Ring Video Doorbell es un dispositivo tan sencillo que rápidamente logra convencerte de ser un elemento necesario para tu hogar, sin importar si estás buscando subir de nivel tu casa inteligente o solo una cámara de vigilancia. La forma en que cubre necesidades básicas como la seguridad interior y exterior lo hacen un complemento ideal para los hogares. Aunque claro, su precio podría ser un obstáculo en primera instancia, pues no se trata de un dispositivo barato y si deseas complementar con un Ring Chime Pro el gasto aumenta considerablemente.

Otro punto que quiero dejar en claro, es que aunque yo lo use como una “cámara de vigilancia”, Ring Video Doorbell en realidad es un timbre, pero que gracias a sus características puede mostrar video en vivo como si fuera una cámara. Sin embargo, no es posible monitorear de forma continua. Así que tienes que tener muy claras tus necesidades respecto a cámara y timbre, con el fin de que obtengas lo que necesitas.

Imagen: Amazon México

Si eres de los que busca una experiencia de casa inteligente de forma fácil y rápida, es muy probable que Ring Video Doorbell sea un dispositivo ideal para ti… sobre todo si has adoptado Alexa como asistente virtual estarás totalmente cobijado por sus skills y el ecosistema de Amazon. En caso contrario, Ring Video Doorbell puede ser un buen experimento, pero tienes que tener muy claro para qué lo vas a ocupar en tu día a día, así como considerar la privacidad de amigos y familiares como una prioridad.

Lo bueno
  • Fácil de instalar y de usar
  • Compatibilidad con Alexa
  • Calidad de imagen y audio
  • Posibilidad de ver el video en tu teléfono o televisión
  • Batería de larga duración
  • Versatilidad entre timbre y cámara
  • App sencilla y fácil de usar
Lo malo
  • Ring Chime Pro puede no ser tan necesario
  • El precio de ambos dispositivos es algo elevado
  • Se debe revisar muy bien su uso en lugares con más de una persona
Veredicto

Ring Video Doorbell y Ring Chime Pro se complementan perfectamente, pero estoy casi seguro que solo necesitas el primero para tener la experiencia completa de una casa inteligente. Ya sea para avisarte quién está cerca de tu casa, cuando llegan las visitas o para vigilar un cuarto en particular, Ring Video Doorbell es un dispositivo que apuesta por su sencillez para encantar a los usuarios… siempre y cuando estés dispuesto a pagar el lujo de que tu voz y Alexa sean la clave para un día a día robotizado.

ANUNCIO

Más reseñas