Dyson Pure Cool Me

El Pure Cool Me es el primer purificador personal de Dyson y, bajo su espectacular diseño, esconde mucha tecnología.

Dyson es una marca famosa por convertir productos caseros como aspiradoras, secadoras y ventiladores en cosas dignas de la ciencia ficción. Y el nuevo miembro de su familia de purificadores de aire no es la excepción.

El Pure Cool Me es un ventilador que, a diferencia de sus hermanos mayores, está diseñado para espacios reducidos. Aunque Dyson lo describe como su primer purificador personal, lo cierto es que dentro de este pequeño aparato hay más potencia y tecnología de lo que aparenta.

Un diseño digno del futuro

Dyson Pure Cool Me

Al mirarlo por primera vez es probable que ni siquiera te pase por la cabeza que se trata de un ventilador. No te culpo. Si algo caracteriza a los dispositivos de Dyson, además de su tecnología innovadora, es su diseño rompedor y cuidado hasta en el más mínimo detalle.

A primera vista el Pure Cool Me se presenta con un cuerpo cilíndrico coronado por un domo en color blanco. Aunque el cilindro parece de aluminio, al contacto uno puede notar que en realidad está fabricado de plástico, lo que le resta al valor “premium” del producto. Salvo este detalle, el resto del diseño y la manufactura están a la altura de lo que se espera de una marca como Dyson.

Dyson Pure Cool Me

Al frente, el ventilador tiene una pantalla LCD a color que sirve para configurar el nivel de potencia, apagado automático, verificar el estado del filtro o hasta ver un tutorial de cómo reemplazarlo. Todo se maneja a través de un pequeño control que se coloca magnéticamente en la parte frontal, así que basta con dejarlo ahí para tenerlo siempre a la mano.

En este sentido el control es la única forma que tenemos de configurar el Pure Cool Me, ya que sólo tiene un botón encendido y apagado en la parte posterior y la app de Dyson carece de la función de control remoto en este modelo. Parece poca cosa… hasta que olvidas en qué parte de la casa dejaste el control.

Mucho más que un ventilador

Dyson Pure Cool Me

Decir que el Pure Cool Me es un ventilador es, injustamente, reducirlo a su función más básica. Porque, además de funcionar como ventilador sin aspas, el Pure Cool Me también es un purificador de aire.

Debajo de ese domo blanco y dentro del cilindro se encuentra un filtro de carbón activo y cristal HEPA, capaz de capturar el 99.97% de las partículas en el ambiente (incluyendo bacterias, esporas, polen y gases). Así que además de hacer que el aire circule en la habitación, el ventilador también purifica el ambiente de partículas y olores.

El mantenimiento del filtro es muy sencillo, pues la aplicación de Dyson te avisará cuando sea tiempo de cambiarlo por uno nuevo. Lo único que tendrás que hacer es desacoplar el domo al presionar los dos botones laterales, y así tendrás acceso al filtro para retirarlo y colocar otro.

Dyson Pure Cool Me

Según Dyson, un filtro HEPA debe durar aproximadamente 12 meses con un uso medio de 12 horas al día. Obviamente esto dependerá del uso que se le dé al purificador y de la calidad de aire del lugar en donde se encuentre.

A diferencia de otros purificadores de la marca, el Pure Cool Me no monitorea la calidad del aire. Esto significa que aquí no hay información en tiempo real desde la app ni tampoco el modo automático. Es una lástima que no se incluya esta función, sin embargo, hay que tomar en cuenta que el precio de este modelo está muy por debajo de los demás.

Aire con precisión de jet

Dyson Pure Cool Me

Más allá de su llamativo diseño y de su capacidad para filtrar el aire, el Pure Cool Me es un excelente ventilador gracias a su tecnología.

Inspirados por las propiedades aerodinámicas de los jets, los ingenieros de Dyson crearon el sistema Core Flow, capaz de lanzar un chorro de aire a alta velocidad sobre una superficie convexa. Esto se traduce en un potente flujo de aire con gran precisión, que funciona a un volumen de ruido considerablemente bajo (incluso a máxima potencia).

Dyson Pure Cool Me

El disco del domo se desliza fácilmente para cambiar la dirección del aire hacia arriba o hacia abajo, según nos convenga. El nivel de precisión es tal, que puedes colocar el ventilador sobre el escritorio para trabajar y tener un chorro de aire directo en la cara sin que se mueva una sola hoja de papel en la mesa.

En cuanto a su funcionalidad, el ventilador tiene 10 velocidades y un temporizador de apagado automático (desde 30 minutos hasta 8 horas) en caso de que quieras usarlo para dormir. Además, el domo puede girar en un ángulo de 70 grados para llevar aire de lado a lado y mantener fresca una habitación relativamente pequeña.

Lo bueno
  • Su diseño que es espectacular
  • Es pequeño y liviano
  • Filtro HEPA para purificar el aire
  • Buena potencia para un ventilador de este tamaño
  • Gran precisión en el flujo de aire
  • Que su control remoto es magnético y así es más difícil de perder
Lo malo
  • La calidad del material que imita al aluminio
  • Que la única forma de configurarlo es con el control remoto
  • El precio puede ser muy elevado para quien sólo busca un ventilador
Veredicto

Dyson Pure Cool Me

Sí, este es el ventilador del futuro. Y no lo digo sólo por su espectacular diseño, también por la tecnología que lleva en las entrañas. En un mercado en el que los ventiladores se venden como simples electrodomésticos en los que ya nadie repara, Dyson ha conseguido crear una línea de productos que, fácilmente, se coloca 10 años por delante del resto —y eso también se refleja en su precio—.

Aunque hay otros modelos de Dyson con capacidades y dimensiones superiores, el Pure Cool Me es un dispositivo que se abre camino por cuenta propia gracias, justamente, a su tamaño. Este es un ventilador que purifica el ambiente y que es capaz de dirigir el aire con potencia y precisión; todo en el mismo espacio que ocupa una lámpara de mesa. Y he ahí su gran ventaja.

Si lo que buscas es tener ventilación de calidad en un espacio compacto, puedo asegurarte que las capacidades de este purificador superarán tus expectativas. Pocas veces he dormido tan bien como con el Pure Cool Me al lado de la cama y, para mí, eso ya es suficiente.

Dyson Pure Cool Me

Dyson Pure Cool Me

Dimensiones: 40.1 x 24.7 x 25.4 cm
Peso: 2.7 kg
Diez velocidades
Apagado automático
Filtro HEPA
Rotación de 70º
Control remoto
Precio: $8,999 MXN

Ver más
Otras reseñas