¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Primeras Impresiones: Minecraft Earth para iOS

La experiencia tiene potencial, pero por ahora se quedó algo corta.
Mojang / Microsoft

Este experimento de Mojang y Microsoft promete convertirse en una experiencia de Realidad Aumentada (RA) única que combina el maravilloso mundo cúbico de Minecraft con tecnología móvil de punta.

Al menos, así es como se lee en teoría porque en práctica, la historia es algo diferente.

Llevamos al menos dos semanas probando una versión beta de Minecraft Earth en un iPhone XS Max, equipo que cuenta con el hardware ideal para ejecutar esta experiencia de RA, y la verdad es que al poco tiempo de jugarlo, nos dan más ganas de volver a la edición tradicional del juego.

Para quienes no sepan, Minecraft, al menos su versión “de siempre”, es un título a mundo abierto que te deja hacer casi todo lo que quieras. El objetivo es construir cosas y aprovechar los recursos del mundo cúbico generado de forma aleatoria en el que apareces en cada aventura para edificar grandes monumentos, vencer a las bestias de la oscuridad o viajar a otras dimensiones. La decisión de qué se hace desde el arranque del juego es completamente tuya.

Fiel a este principio, Minecraft Earth ofrece dos opciones: una especie de aventura similar a Pokémon Go que toma en cuenta tu posición geográfica para colocar a tu avatar (en mi caso fue Steve) en una versión cúbica de tu barrio, en la que hay algunos recursos que puedes aprovechar para construir cosas en la otra porción del juego: la creativa.

En el modo de exploración, si te mueves de un punto a otro en el mundo real, tu avatar se irá acercando a baúles llenos de materiales como lana, piedra o semillas, por ejemplo, a criaturas del mundo como aves y cerdos, y a árboles, en cuyo interior guardan ramas, plantas y madera con la cual construir lo que quieras.

El problema que detectamos es que los recursos obtenidos con los baúles son bastante comunes: lana, cristal, arena y tonterías de ese tipo; y que en un mundo con una cornucopia de recursos tan vasta como la de Minecraft (en sus últimas actualizaciones, al menos), esta mecánica podría convertirse en un infierno de microtransacciones.

¿O a poco crees que vas a obtener los recursos más raros como la prismarina, el lapislázuli o el diamante van a aparecer de forma gratuita durante tus exploraciones? Respuesta corta: de ninguna maldita manera.

La parte creativa combina (solo si quieres, porque el modo RA es completamente optativo), Realidad Aumentada con los gráficos clásicos de Minecraft, para colocar una de las varias planchas que se encuentran disponibles y que podrás desbloquear conforme aumentas tu nivel de jugador.

La primera plancha disponible es un parche de tierra coronado por un árbol y habitado por un animalillo de granja como un cerdo o un pollo. En esta modalidad tienes dos funciones: una que rompe los bloques que se hayan justo debajo de tu dedo y otra que los coloca donde indiques.

Este parche tiene (a lo mucho), cinco bloques de profundidad, por lo que no podrás minar gran cosa más allá de piedra y tierra, así que lo que toca siempre es construir algo.

Si necesitas ver, por ejemplo, un ángulo distinto de ese parche, solo tienes que girar tu teléfono de tal forma que tu perspectiva cambie. De esta manera, puedes ir experimentando con tus habilidades de construcción.

Tal vez en las semanas posteriores al lanzamiento del juego, se vayan agregando funciones que profundicen su dinámica para que se parezca más a la experiencia original. Por otro lado, lo que sí está interesante y no pudimos probar debido a lo limitado que fue este periodo de prueba cerrado, es la experiencia colaborativa que deja que dos personas construyan algo en una misma plancha al mismo tiempo, contribuyendo cada una desde su teléfono.

Minecraft Earth es un título algo limitado que traduce la dinámica base del juego original a un entorno de RA de forma eficiente, pero que se acaba quedando corta muy pronto.

A pesar de que la versión que probamos durante el beta es una muy temprana, no sufrimos problemas de conexión o de desempeño, lo que deja ver que una vez que el juego se libere completamente, habrá una buena infraestructura esperando las hordas de personas que querrán ponerle las manos encima a esta experiencia de realidad aumentada.

¿Será que en los próximos meses podamos armar portales al Nether o al End en Minecraft Earth? Eso depende de Mojang y Microsoft.

Por ahora preferimos minar y explorar en las versiones de PC, iOS, Mac, Xbox, Switch y PlayStation que hay disponibles en el mercado, porque desde que llegó la actualización del juego a la versión Better Together, jugar con otras plataformas es mucho más fácil que nunca.