Puede que los videos grabados con drones no sean ya ninguna novedad, pero hay cosas que uno simplemente no puede dejar de ver.

El cineasta sueco Kalle Ljung realizó un viaje al lado de su padre hacia la Antártida, donde grabó un espectacular video a lo largo de 20 días. A pesar de que uno podría pensar que se grabó con un helicóptero y una cámara profesional, todo es obra de una GoPro HERO3+ Black Edition y un drone DJI Phantom 2.

Al final Ljung obtuvo más de 250 horas de material, que luego de mucha mucho trabajo de edición terminó por resumir en una versión final de 7 minutos. De verdad que no pueden dejar de ver este maravilloso viaje por el paisaje azul y blanco de ese remoto lugar llamado Antártida.