Algunos no conocen límites cuando se trata de retar al peligro.

Johnny la gente está muy loca… o al menos así lo demuestra el siguiente video donde podemos ver a los Flying Frenchies haciendo de las suyas en una tirolesa que pende de la cordillera de Vercors en Francia.

Este grupo de deportistas extremos que siente una pasión inusitada por las alturas, coloca una tabla de surf sobre la tirolesa y posteriormente se dejan caer a 600 metros de altura en paracaídas. Definitivamente es una locura que raya en genialidad, no podemos imaginar la descarga de adrenalina que produce este tipo de surf. ¿te atreverías a hacerlo?

vía SPLOID

fuente Red Bull