Reseña: Windbound — Definitivamente, no es The Legend of Zelda

| 5 de septiembre de 2020
Windbound es un juego de supervivencia con un fuerte enfoque en la creación, la narración ambiental y la exploración principalmente a través de la navegación, pero que peca de repetitivo

Windbound es una especie de joya defectuosa. Si pasamos la idea inicial de que es sólo una copia de The Legend of Zelda: Breath of the Wild, estamos ante una hermosa aventura de mundo abierto que, paradójicamente, se ve frenada por su propia ambición. Sin embargo, a pesar de esto, sigue siendo una de las propuestas de survival más interesante de los últimos años.

Windbound o entre islas te veas

En Windbound tomamos el lugar de Kara, una joven que aparece en una isla después de un naufragio y necesita sobrevivir mientras encuentra la manera de volver con su tribu.

Al principio, nuestra misión principal, pero no contada directamente, es descubrir todas las llaves de Nautilus, una especie de concha marina unida a un altar en algunos lugares altos sobre el monte de piedras, que está iluminado y emite rayos de luz en el cielo.

El juego y el diseño del mundo nos anima a explorar muchas de las islas sobre el mapa, y esto es realmente genial, por un rato. Necesitamoss recolectar todo tipo de material que se encuentra en la naturaleza, suministros para mantener el nivel de hambre bastante bajo, matar animales para obtener su carne -es mejor cocinarla antes de comer-, piel para convertirla en cuero y todo lo demás. No es recomendable acabar con todo lo que vemos, porque el bolso es limitado, aunque se va expandiendo conforme avanzamos.

(Imagen: 5 Lives Studios)

Los primeros momentos de Windbound, como cuando construimos nuestro primer bote y los primeros momentos de navegación son muy emocionantes, porque aprendemos más sobre la jugabilidad, posibilidades y todo eso. Pero esto, por desgracia, se vuelve tedioso más rápido de lo esperado.

Un loop de tedio

El mayor problema es que Windbound no se siente como una aventura de mundo abierto a pesar de que es lo que promete. La expectativa de un mundo amplio y diverso termina por convertirse en tedio que se transforma en frustración por los aspectos limitantes de supervivencia del juego.

El principal problema es que, si bien una isla no es igual a la otra, la manera de abordarlas es lo que vuelve al juego aburrido. Tenemos que repetir el mismo procedimiento una y otra vez: llegar a una isla, explorar, obtener recursos, cazar algunos animales, buscar las llaves y seguir la siguiente isla. Tras apenas unas horas de juego, nos llega la frustración.

(Imagen: 5 Lives Studios)

Este sentimiento de frustración rápidamente se vuelve en desmotivación a medida que los sistemas comienzan a ponerse contra nosotros. Si Kara tiene hambre, no se volverá menos eficiente, literalmente pierde vida hasta que muere. Posteriormente, morir en el juego destruye el bote que quizás hayamos pasado horas construyendo, aunque el inventario se conserva cuando jugamos en el modo Story. En Survival, perdemos todo, TODO.  Lo cual no sería molesta si no fuera TEDIOSO tener que pasar por todo de nuevo.

Navegar no es tan divertido como parece

Y ni hablar de la decepción de la navegación. Usar el viento para navegar puede ser engañoso, entonces, si queremos remar, no hay un comando que se pueda usar para usar el remo de manera automática. Sí, podemos usar la vela de nuestro bote, peor como decía, el viento no siempre es favorable y si construimos la vela, no podemos remar. Entonces si por una razón quedamos varados en un punto de mar y queremos cambiar el rumbo, es más fácil regresas al menú principal, porque no hay otra manera.

(Imagen: 5 Lives Studios)

Como cada capítulo tiene un radio explorable más grande que el anterior, lo que lleva a mucho más tiempo muerto simplemente sentado en el bote mientras recorremos las islas. Esto se debe a que Windbound, como había mencionado por allá arriba, no presenta una gran cantidad de contenido nuevo a medida que avanza por los capítulos. No hay una real satisfacción tras abandonar una isla y navegar hacia un nuevo horizonte.

Lo bueno
  • El diseño del juego
  • Cuando construyes tu barco por primera vez
  • Los enemigos son diversos
Lo malo
  • El tedio
  • Se vuelve aburrido rápido
  • Navegar te puede hacer sentir miserable
  • Repetitivo
Veredicto

Windbound es un juego que nos deja la sensación que tiene mucho potencial sin explotar. Muchas buenas ideas que no han sido bien desarrolladas por lo que el resultado final es un juego que no es una copia de The Legend of Zelda: Breath of the Wild porque no tiene ni la mitad de su entretenimiento.

La navegación torpe, lo repetitivo del modo de juego, el sistema que constantemente nos hace sentir traicionados y lo tedioso del desplazamiento entre islas hace que Windbound sea un intento más que fallido.

Más reseñas