Si eres vanidoso, corre a la recaudería por tu kilo de zanahorias y jitomates.

Un equipo de investigadores de la Universidad de Australia Occidental presentó un curioso trabajo de investigación, en el que intentan determinar si la coloración de la piel ayuda a la selección sexual.

De acuerdo con la investigación, los hombres blancos que tienen una piel con tonos de pigmentación ligeramente amarillos y rojos son más atractivos para las mujeres. Los especialistas indican que el tono de piel seductor se consigue al comer alimentos con cierto tipo de carotenoides, un pigmento que se encuentra presente en cierto tipo de frutas y verduras, incluyendo las zanahorias, las naranjas y los jitomates.

En el experimento, los investigadores australianos estudiaron a 43 hombres caucásicos heterosexuales con una edad media de 21 años, la mitad tomó suplementos con altas dosis de carotenoides (concretamente de betacaroteno) durante 12 semanas, logrando tener piel con los tonos adecuados.

Uno de los participantes del experimento antes y después de tomar los suplementos.

Uno de los participantes del experimento.

Se mostraron fotos de todos los participantes a 66 mujeres de una edad media de 33 años, que tenían que evaluar la belleza y salud de los sujetos de estudio. En los resultados del experimento se indica que los individuos que habían tomado los suplementos tenían un 50% más de probabilidades de ser considerados atractivos y saludables. Es decir, se comprobó que los carotenoides ayudan a que los hombres (por lo menos los blancos) se vean más guapos.

“Los carotenoides son conocidos por ser responsables de las sorprendentes exhibiciones de apareamiento en muchas especies animales. Nuestro estudio es uno de los primeros en demostrar causalmente que los carotenoides también pueden afectar el atractivo en los seres humanos”, indicó Yong Zhi Foo, el autor principal del estudio.

Los investigadores sospechan que la piel colorada inconscientemente atrae a las mujeres, debido a que creen (falsamente) que la coloración es una señal de buena salud, mayor fertilidad y buena genética, elementos determinantes para engendrar prole saludable. En sus conclusiones también indican que, contrario a la apariencia, la salud de los hombres que comieron suplementos con betacaroteno no mejoró de manera significativa. Es decir, solo engañan al ojo, pero no son mejores prospectos de padre.

fuente Oxford Academic

temas