La NASA informó que la nave se adentró al espacio profundo.

Voyager 1 y Voyager 2

Esta ilustración muestra la posición de las sondas Voyager 1 y Voyager 2 de la NASA, fuera de la heliosfera, una burbuja protectora creada por el Sol que se extiende mucho más allá de la órbita de Plutón. (NASA)

Por segunda vez en la historia de la humanidad, un artefacto fabricado en el planeta Tierra ha salido de los límites de nuestro Sistema Solar. Nos referimos a la nave Voyager 2 de la NASA.

La Agencia Espacial estadounidense informó que esta nave lanzada en 1977 ha salido de la heliosfera, la burbuja que hay alrededor de los planetas de nuestro sistema y que sirve para protegernos de las partículas y campos magnéticos solares.

La NASA se dio cuenta de que la nave ya estaba fuera del Sistema Solar, cuando el Experimento de Ciencia de Plasma (PLS) ya no estaba detectando el plasma que salía del sol.

“El PLS utiliza la corriente eléctrica del plasma para detectar la velocidad, densidad, temperatura, presión y flujo del viento solar. El PLS a bordo del Voyager 2 observó un fuerte descenso en la velocidad de las partículas del viento solar el 5 de noviembre. Desde esa fecha, el instrumento de plasma no ha observado ningún flujo de viento solar en el ambiente alrededor del Voyager 2, lo que hace que los científicos de la misión confíen en que la sonda ya dejó la heliosfera”, explica la NASA.

Al comparar los datos de diferentes instrumentos a bordo de la innovadora nave espacial, los científicos de la misión determinaron que la sonda cruzó el borde exterior de la heliosfera el 5 de noviembre.

“Todavía hay mucho que aprender sobre la región del espacio interestelar inmediatamente más allá de la heliopausa”, dijo Ed Stone, científico del proyecto con base en Caltech en Pasadena, California.

Juntos, los dos Voyagers brindan una visión detallada de cómo nuestra heliosfera interactúa con el constante viento interestelar que fluye desde más allá.

“Nuestros estudios comienzan en el Sol y se extienden a todo lo que toca el viento solar. Tener a los Viajeros enviando información sobre el borde de la influencia del Sol nos da una visión sin precedentes de un territorio verdaderamente inexplorado”, dijo Nicola Fox, directora de la División de Heliofísica en la sede de la NASA.

fuente NASA

temas