El proyecto ya es un éxito, así que no te quedes sin tu Trump Troll.

Los Trolls, esos adorables muñequillos grotescos de pelo alborotado, han formado parte de la cultura pop desde los años 50, cuando su creador, el leñador danés Thomas Dam, comenzó a comercializarlos con mucho éxito.

Es muy probable que Dam nunca se haya imaginado que un personaje con un peinado tan ridículo como el de los Trolls llegaría a gobernar los Estados Unidos, pero Chuck Williams, un escultor norteamericano que se dedica a vender replicas de parafernalia geek desde su tienda online, decidió aprovechar los parecidos razonables que existen entre Donald Trump y los Trolls para modelar en vinil una curiosa fusión de Trump con un Troll, completamente desnudo mostrando impúdicamente su pajarito (debido a que incluye algunos animalitos).

Muchos gatos y un pequeño pajarito.

La figura del Trump-Troll se volvió muy popular entre todos los que la vieron. Al ver el éxito de su creación, y el enorme interés por hacerse de él, Williams buscó que los interesados financiaran una gran producción de Trump-Trolls a través de una campaña de Kickstarter.

En pocos días de subir su proyecto al portal de fondeo, Williams prácticamente duplicó los 38 mil dólares que pedía. Así que, si quieres hacerte con uno de los Trump-Trolls de 13 centímetros de alto, que incluye un smartphone desde el que tuitea sus mensajes de odio (siempre y cuando uses tu imaginación), tienes 21 días para aportar un mínimo de 25 dólares.

Trump-Troll mandando tuits de odio desde su smartphone.

Lo mejor de todo es que el proyecto está abierto a todos los usuarios de Kickstarter del mundo, por lo que podrías tener tu Trump-Troll en algún punto de febrero del año entrante, cuando Williams comience a enviar las primeras tandas de producción de Trump-Trolls, con todo y sus minúsculos genitales.

fuente Kickstarter

temas