Uno de los iconos de la ciudad se despide para hacerle paso a la modernidad.

Londres busca ser una de las ciudades más modernas del mundo, y por eso anunció que, como parte de su plan LinkUK, las famosas cabinas telefónicas de la ciudad cederán su lugar a módulos públicos con conexión WiFi gratuita.

Los módulos,  que tendrán una conexión de hasta 1 Gbps de velocidad y soportan hasta 50 usuarios conectados al mismo tiempo, comenzaran a colocarse en el 2017, y darán acceso gratuito a sitios de mapas, algunos servicios de mensajería, permitirán hacer llamadas gratuitas, e incluirán puertos USB para que todos puedan cargar sus dispositivos.

linkuk2

Se espera que esto ayude sobre todo a los turistas, que no tendrán que buscar locales con acceso a internet. Para hacerlos financiables, en las laterales de cada módulo se colocarán pantallas en las que se visualizará publicidad. todo lo recaudado por venta de publicidad se utilizará en darle mantenimiento a los módulos.

El proyecto iniciará con 100 módulos WiFi que se instalarán a lo largo de la ciudad a lo largo del año entrante, se espera que para finales del 2018 ya se cuente con 750 módulos. Si todo sale bien, para el 2019 se contará con 17,500 módulos repartidos en todo el Reino Unidos.

fuente LinkUK

temas