Grafitero destruye petroglifos milenarios en Colombia

La piedra contenía pinturas rupestres muiscas ubicadas en el municipio colombiano de Soacha.
Dirección de Cultura de Soacha.

Medios colombianos informan sobre un acto de vandalismo que afectó uno de los tesoros arqueológicos más antiguos de aquel país y, al parecer, uno de los menos cuidados por las autoridades. El pasado fin de semana, un grafitero decidió tapar con pintura en aerosol rosa y negra un dibujo rupestre precolombina de la cultura muisca.

Dirección de Cultura de Soacha.

Los petroglifos estaban sobre una piedra, cuya antigüedad no ha sido fechada, conocida como Bochica, en el municipio de Soacha, provincia de Cundinamarca, Colombia. Contenían trazos geométricos que semejaban una mujer y, de acuerdo al director de Cultura de Soacha, Héctor Peñaloza Cantor, el grafitero perpetró su pieza aprovechando que la zona tiene libre acceso.

“Con aerosoles hicieron una figura como de un muñeco, la pintaron de un color como rosado y la remarcaron con negro, afectando totalmente la pintura rupestre”, explicó Peñaloza.

El director cultural asegura que ya trabajan con las autoridades y con la comunidad de grafiteros del municipio para encontrar al responsable de esta afectación cultural.

“Cuando se daña el patrimonio y están enlodando una línea tan importante en el tema cultural como el grafiti, que nosotros hemos extendido un poco hacia el muralismo, pues ellos también ayudan porque no se quieren ver afectados en una situación tan compleja como esta”, dijo.

La piedra, cuya antigüedad exacta se desconoce, está catalogada con el número 18 en un inventario realizado hace aproximadamente dos décadas por el Instituto Colombiano de Arqueología e Historia (Icanh), según informó el funcionario, quien agregó que este martes 7 de mayo funcionarios del Icanh irán al lugar para determinar la magnitud del daño.

“Estamos a la espera de que venga el arqueólogo del Icanh y colocaremos la denuncia a la Fiscalía General de la Nación por afectación al patrimonio”, añadió el director de Cultura de Soacha.

Hace no mucho tiempo, ocurrió algo similar en nuestro país, cuando una familia regia dañó la milenaria “piedra del elefante” de Tamaulipas.

ANUNCIO