Finalmente sabemos como se verían los personajes de Daria si hubieran envejecido al igual que sus fans.

Ha pasado mucho tiempo desde 1997, año en que Hong Kong finalmente regresó al control de China, Brasil se proclamó campeón por quinta ocasión de la Copa América, se publicó el primer capítulo del manga One Piece, se estrenó South Park y, en México, veíamos campeón por última ocasión al Cruz Azul.

En ese mismo año Daria, un spin-off de Beavis & Butthead, también llegó a MTV. De inmediato las aventuras de la adolescente sardónica se convirtieron en las favoritas de millones de adolescentes, logrando conectar con toda una generación, que convirtió a la protagonista en un extraño modelo a seguir, surgiendo muchas imitadoras de la hermana mayor de la familia Morgendorffer en secundarias y preparatorias de todo el mundo, volviéndose todo un hito dentro de la cultura pop.

Ahora, dos décadas después, Susie Lewis (co-creadora de Daria) y Karen Disher (la diseñadora original de los personajes de Daria), decidieron imaginar cómo habrían envejecido los personajes si también hubieran pasado 20 años en su mundo.

“Muchos de los problemas y sentimientos que se tienen en la escuela secundaria son intemporales. Hacía mucho tiempo que no veía el programa, pero esto me trajo recuerdos tan grandes y me recordó lo divertido que fue crear a Daria”, declaró Lewis.

Los dibujos fueron realizados para Entertainment Weekly, y muestran el destino de los personajes principales.

Daria abandonó Lawndale y se instaló en el barrio de Hell’s Kitchen en Nueva York. Se mantiene soltera y vive acompañada de su gato Godzilla. No tiene novio y trabaja como guionista de un talk show nocturno, al estilo del de Conan O’Brien.

Jane ahora es una artista profesional, que aunque nunca triunfó comercialmente, logra vender sus obras de forma regular. Vive en el barrio del Soho, en Nueva York, junto con su esposo arqueólogo, y, gracias a su tiempo libre y a no vivir tan lejos de ella, puede ver muy seguido a Daria.

Jake y Helen, los padres de Daria, viven en una casa de retiro, pero pasan la mayor parte de su tiempo viajando en cruceros alrededor del mundo.

Quinn vive en Lawndale, California, es madre de trillizos y tiene un canal de YouTube en el que habla de postres y cuidados de la piel.

Trent también se mudó a Nueva York, donde trabaja como bartender y sigue buscando el éxito con su banda: Trent Lane and the Mystikal Explosion.

Finalmente, Kevin y Brittany son un matrimonio feliz, él ya muestra una pancita incipiente y ella se ha convertido en una adicta a las cirugías estéticas. Brittany trabaja como chica del clima en un canal local, además de ser entrenadora de porristas, mientras que Kevin se queda en casa al cuidado de sus cinco hijos.

fuente Entertainment Weekly

temas