El carismático gato negro tendrá una nueva versión, pero no sabemos si será igual de cómico.

Todos los que crecimos en los años noventa recordamos con gran cariño Sabrina, la Bruja Adolescente, la serie que volvió mundialmente famosa a Melissa Joan Hart. A pesar de que Hart fue el crush de muchos adolescentes, los mejores momentos de la serie eran protagonizados por Salem, un hechicero malévolo que fue castigado encerrando su alma en el cuerpo de un gato negro.

Con todo y su pasado maligno, Salem era un elemento cómico de la serie y nos brindó grandes momentos como este:

Desde hace meses sabemos que Netflix prepara un remake de la serie, que será “una versión más oscura y macabra de Sabrina”.

Hasta ahora sabíamos que Sabrina sería interpretada por Kiernan Shipka, quien interpretó a Sally Draper en la serie Mad Men. A pesar de tener cierto parecido con Melissa Joan Hart, la idea de los productores del remake es que la nueva Sabrina tenga un lavado de cara similar a lo que hizo Riverdale con Archie.

Kiernan Shipka, la nueva Sabrina.

Hace unos días finalmente se liberó la primera imagen del nuevo Salem, revelando que seguirá siendo un gato negro. Sin embargo, no se dieron más detalles, así que no sabemos si será malo, bueno o solo un elemento decorativo.

Roberto Aguirre Sacasa, director de varios episodios de la nueva serie, subió la imagen del gato negro en su cuenta de Twitter.

Por el momento el remake de Sabrina no tiene fecha de estreno, pero podría llegar a Netflix antes de que termine el año.

fuente Roberto Aguirre Sacasa (Twitter)

temas