Extraño estudio científico dice que hay un hoyo negro en el centro de la Tierra

No es lo que crees.
(NASA)

Un desconcertante estudio científico argumenta, entre otras cosas, que en el centro de nuestro planeta se encuentra un hoyo negro. Lo más extravagante es que la mentada investigación fue publicada en una revista científica, donde se supone que hay mayores filtros de calidad que en un blog de internet cualquiera.

Publicada en Open Access Macedonian Journal of Medical Sciences, el artículo trata de defender su inusual argumento haciendo referencia a supuestas investigaciones de la NASA.

“En tiempos recientes, algunos científicos de la NASA han argumentado que podría haber una estructura similar a un hoyo negro en el centro de la Tierra. Mostraremos que la existencia de la vida en la Tierra es la razón por la que este objeto es una brana negra que se ha formado a partir de material biológico como el ADN.”

Si hasta este punto algo no te suena raro, espera a lo que viene:

“El tamaño de esta brana negra es 109 veces más grande que el centro de la Tierra, y compacta su interior. Al compactar este gran objeto, una curva en el tiempo-espacio aparece y algunas propiedades de los hoyos negros se hacen patentes.”

El artículo fue publicado el año pasado y llama la atención que hasta ahora no haya sido borrado de la plataforma. Recientemente llamó la atención entre la comunidad científica por sus absurdas y poco-científicas afirmaciones, tanto que parece guion de Interestelar.

¿Entonces qué significa toda esta sarta de tonterías? La explicación más plausible es que se trata de una broma para poner al descubierto a las “revistas depredadoras”, revistas que dicen ser publicaciones revisadas por especialistas pero que en realidad tienen pocos filtros de calidad y publicarán lo que se con tal de recibir un pago por el artículo.

Esta teoría resultó ser la verdadera cuando se descubrió que el autor de este artículo sobre hoyos negros realizó una investigación, ésta sí legítima, sobre las revistas depredadoras y el daño que causan a la ciencia.

Por ahora no se han descubierto agujeros negros en el centro de la Tierra, pero sí unos cuantos en la calidad de ciertas revistas “científicas.”

ANUNCIO