Al polémico director le gustaría ingresar de lleno al cine de superhéroes.

Nicolas Winding Refn enamoró a la crítica con Drive, su opera prima como director, que lo llevó a los cuernos de la fama, ganado un sin número de premios y el favor de los espectadores, que con sólo tres películas (y algunas más como guionista), lo convirtieron en un director de culto.

Desde entonces los proyectos del director, que por cierto es, por decir poco, muy mamón (como puede comprobar cualquiera que vea alguna de sus entrevistas), no han sido recibidos de igual forma, incluso sus cintas han sido abucheadas en el Festival de Cannes.

Con el estreno en Estados Unidos de The Neon Demon, el amigo intimo de Alejandro Jodorowsky recalcó que no está interesado en hacer una secuela de Drive, pero sí aceptaría entrar de lleno en el cine más comercial con una película de superhéroes.

“No, nunca habrá una segunda película de Drive”. Le preguntan si es por su final perfecto y responde: “No, la película termina muy imperfectamente. Y por eso funciona”.

Winding Refn, que fue uno de los candidatos a dirigir la película de Wonder Woman, reveló que estaría interesado en trabajar con un personaje de DC Comics, en concreto, Batgirl.

“Me encantaría hacer una película de superhéroes, estoy seguro de que sería divertidísimo. Disfruto mucho de mi libertad creativa, pero también me gustaría rodar una de esas grandes películas de Hollywood que cuestan un montón de dinero y que tienen a un montón de gente corriendo mientras hablan por celular, con ese ambiente de locura. Pero ¿Cuáles quedan? ¿Sabes cuál quiero hacer? Quiero hacer Batgirl. Hagamos que Warner se ponga a trabajar en ello”, indicó el sencillito director.

¿Se imaginan a Winding Refn contando la historia de una adolescente que por las noches golpea atracadores? Sinceramente no suena tan mal. Aunque es casi seguro que intentaría plasmar sus influencias jodorowskianas… con resultados difíciles de predecir. ¿Warner se arriesgará?

vía Collider

fuente Business Insider

temas