Oleg Kótov y Serguéi Riazanski, dos cosmonautas rusos que tripulan la Estación Espacial Internacional (EEI), lograron hacer el primer relevo de una antorcha olímpica realizado en el espacio.

La antorcha fue llevada a la EEI a bordo de la sonda Soyuz el pasado jueves, para luego ser pasada de mano en mano a más de 400 kilómetros de altura. Kótov y Riazanski realizaron el relevo durante una caminata espacial de más 5 horas, un evento sin precedentes con motivo de los Juegos Olímpicos de Invierno 2014 que se llevarán a cabo en la ciudad rusa de Sochi.

Aunque la entrega de una antorcha olímpica en tierra firme no tiene mayor dificultad, hacer lo mismo en el espacio es una historia completamente distinta. En primer lugar, la llama no puede estar encendida por la ausencia de oxígeno y además, durante el tiempo que la antorcha permaneció afuera de la EEI, los cosmonautas tuvieron que mantenerla enganchada a sus trajes para que ésta no se fuera flotando a causa de la falta de gravedad.

Esta misma antorcha será la que el próximo 7 de febrero encienda el pebetero olímpico en Sochi, un evento que el gobierno ruso ha querido mantener ligado al espacio, pues hace no mucho se anunció que algunas de las medallas que se entreguen incluirán pedazos de meteorito.

Será este lunes 11 de noviembre cuando la antorcha viaje de vuelta a la Tierra en la misma nave Soyuz. Mientras tanto, ya pueden ver el video que capta el momento en que el símbolo de los Juegos Olímpicos tiene su primer relevo en el espacio.

temas