Foto: Le Web.

Travis Kalanick se baja del barco de Trump.

A finales del año pasado, Donald Trump anunció a los miembros de su Consejo Económico, entre los que se encontraban Travis Kalanick, CEO de Uber. Hoy, Kalanick envió en memo a los empleados de la compañía para informarles que ya no formaba parte del equipo de asesores del presidente de Estados Unidos.

La salida del también fundador de Uber no es gratuita. Esta semana se vivió una protesta en contra del servicio bajo el hashtag #DeleteUber, luego de que Trump decretara un veto migratorio a refugiados de varios países musulmanes. Según el New York Times, más de 200 mil clientes borraron sus cuentas de Uber como resultado de las protestas, sin importar que el mismo Kalanick publicó un comunicado en el que explicaba cuál era su postura frente a las políticas de Trump: “Voy a usar mi posición en el Consejo Económico del presidente para defender lo que es correcto”.

En la carta que envió a los empleados, Kalanick dice haber hablado con el presidente Trump sobre sus políticas de inmigración y haberle dejado saber que ya no formaría parte del Consejo. También, señala la importancia de los trabajadores inmigrantes en Uber:

“La inmigración y la apertura a los refugiados es una parte importante del éxito de nuestro país y honestamente también de Uber (…) Lucharemos por los derechos de los inmigrantes en nuestras comunidades para que cada uno de nosotros podamos ser quienes somos con optimismo y esperanza para el futuro.”

Además, el CEO aclara que su intención al unirse al Consejo nunca fue la de aprobar la agenda de Trump:

“Unirse al grupo no pretendía ser un aval del presidente o de su agenda, pero desafortunadamente se ha malinterpretado exactamente de esa forma.”

Ahora queda ver si entre tanta polémica, alguien más del Consejo sigue los pasos de Kalanick y se baja del barco de Trump. No olvidemos que en ese grupo también se encuentra Elon Musk, CEO de Tesla y Space X, quien ya dijo que en la reunión que tendrá este viernes con el presidente expresará sus “objeciones” a la orden ejecutiva de inmigración.

vía The Verge

fuente The New York Times

temas