Los 10 mejores cómics del 2016

02.01.17 | | Cultura - Opinión

Llegó el momento de realizar un recuento de los cómics más memorables que se publicaron en los últimos 12 meses.

Este año el panorama de los cómics mainstream fue complicado: las dos compañías principales (DC y Marvel) intentaron hacer relanzamientos de sus líneas principales, pero la mayoría fueron movimientos bruscos, más interesados en generar un impacto mediático que en proporcionar buenas historias. Aun así, pudimos disfrutar de algunas (pocas) buenas historias, como la violenta Midnighter and Apollo; la épica Legend of Wonder Woman, una gran propuesta relacionada con la amazona consentida de todo el mundo (excepto de las feministas), que recientemente se canceló por chismes de lavadero al interior de DC Comics; The Mighty Thor, las historias de la nueva versión femenina de Thor; o el relanzamiento de Moon Knight, dos historias de Marvel que han sido bastante entretenidas. Por lo demás, Image se mantuvo como la editorial que apuesta por las propuestas arriesgadas al estilo de Vertigo en los noventa, mientras que el extraño reboot de los personajes de Hanna Barbera resultó mucho mejor de lo que imaginábamos cuando vimos las primeras imágenes de estas raras historietas. Además el panorama de las novelas gráficas, sobre todo de editoriales pequeñas como la genial Fantagraphics, nos permitieron leer grandes historias, alejadas de los forzudos enfundados en mallitas, incluyendo nuevos trabajos de autores consagrados, como Daniel Clowes (Patience) y Alan Moore (Providence).

En el mercado nacional continúa la tendencia de inundar los puestos de revistas y los locales cerrados con diferentes cómics de licencia, permitiendo que en casi cualquier Sanborns sea fácil encontrar cómics de distintos géneros. Sobresale el lanzamiento de los nuevos cómics de Archie, que prácticamente llegan con un año de retraso luego de que Bruguera, la editorial que inicialmente iba a traer las aventuras del chico pelirrojo a nuestro país, cerrara su división dedicada a los cómics de licencia. Lamentablemente, la producción de autores mexicanos no fue tan abundante, y de lo que se lanzó, casi todo sigue siendo muy difícil de conseguir, sobre todo en un año en el que no tuvimos FESTO, el festival de cómics donde podíamos adquirir cómics mexicanos con facilidad.

Al igual que en las listas de años anteriores, los primeros cinco lugares están destinados a las historietas que aparecieron por primera vez de manera oficial en México, mientras que el resto de la lista la reservamos para los mejores cómics que fueron lanzados a nivel mundial.No está de más mencionar que, como suele ocurrir con este tipo de recuentos, la lista no podrá satisfacer a todos los fans del arte secuencial, por lo que nos gustaría conocer su opinión.

Publicados en México

10. Fight Club 2 (Chuck Palahniuk)

Si bien Fight Club 2 no es tan brillante como la novela predecesora, que lanzó a la fama al escritor Chuck Palahniuk y marcó toda una tendencia en la literatura, conocida como “ficción transgresiva”, la secuela representó la primera gran apuesta de la división mexicana de Penguin Books (el conglomerado internacional que compró Grijalbo-Mondadori hace un par de años) en el mundo de las novelas gráficas. Para todos los que leímos alguno de los libros de Palahniuk en sus versiones en español, fue reconfortante que Penguin (bajo su división Reservoir Books) se tomara la molestia de realizar una traducción sin la mayoría de los “españolismos” que inundan todos los textos de Palahniuk que editó Mondadori, desterrando, por fin, todos los “follar”, “mola”, “pijo”, “gilipollas”, y otras lindezas, aunque dejando otros, como “colega”.

La historia transcurre 10 años después de los acontecimientos de la novela original, y nos reencuentra con el protagonista sin nombre (que en la película era Jack y ahora se llama Sebastian) viviendo una vida común y corriente, al lado de su esposa, Marla  Singer, y su pequeño hijo de 7 años. Todo da un giro cuando Tyler Durden regresa (en realidad nunca se fue), y pone en marcha la etapa avanzada del proyecto Mayhem. Si bien la historia tiene grandes momentos, y revela el origen de Tyler, además de incluir citas memorables y cameos de la mayoría de los personajes de la primera parte, se nota que Palahniuk no conoce la peculiar narrativa de los cómics, por eso todo el tiempo sentimos una historia apurada, dando grandes saltos en la trama, y dejando muchos huecos que el lector tiene que llenar por su cuenta, muchos de ellos no se entenderán en lo absoluto si no se leyó el libro anterior y se tiene la iniciativa de descifrarlos. No obstante, y a pesar de su anticlimático final, si eres fan de la novela original, Fight Club 2 es una lectura obligada.

9. The Goon (Eric Powell)

Panini Cómics decidió editar este año en nuestro país el primer tomo de The Goon, la aclamada obra de Eric Powell, el enfant terrible del mundo del cómic que, desde que lanzó el primer número en 1998, unificó a la crítica a su favor. Se trata de un cómic que aborda de una manera muy peculiar, a veces disparatada, el género negro, con un personaje principal que se sale del estereotipo de los cómics comerciales, siendo un bruto temible que vive aventuras –al lado de su entrañable sidekick Franky– que rozan los cómics de terror, misterio, acción y, sobre todo, humor. Sin menoscabo de las historias, el humor negro del autor ayuda a afianzar el extraño universo donde se llevan a cabo las peripecias de los personajes, describiendo en los paneles del cómic varios momentos que nos hacen reír a mandíbula batiente ante situaciones verdaderamente trágicas.

Los misterios que resuelven The Goon y Franky son inteligentes, gracias a los elaborados (pero no confusos) guiones de Powell, que se ayudan por los excelentes dibujos del propio autor, claramente influenciado por los mejores dibujantes de los años cuarenta, como Will Eisner, Jack Kirby e incluso Tex Avery. Por si fuera poco, Panini también editó hace pocos meses Big Man Plans, otro cómic de Eric Powell, esta vez completamente gore, que tampoco puede pasarse por alto.

8. The Books of Magic (Neil Gaiman)

Con más de 25 años de retraso, por fin Televisa Cómics editó en México The Books of Magic, una de las historias más recordadas de Neil Gaiman en su largo paso por Vertigo, sólo rebasada en fama por Sandman. En la miniserie conocemos a o Timothy Hunter, un joven con un enorme potencial mágico, que incluso podría convertirlo en el mayor hechicero del universo DC, pero para eso tiene que aceptar que existe la magia y estar interesado en aprender a usarla. En los cuatro números que componen la historia vemos a Hunter seguir “el camino del héroe” propuesto por el escritor Joseph Campbell (combinado con Un Cuento de Navidad de Charles Dickens) y conocer, de la mano de John Constantine, Mister E, Phantom Stranger y Doctor Occult, la historia y la naturaleza de la magia.

En su origen The Books of Magic tenía como intención servir para reintroducir los conceptos mágicos de los cómics de la edad de plata en el DC post-crisis, pero es una historia que por sí misma vale mucho la pena, llena de aspectos esotéricos, guiños a viejas historias y personajes de la editorial, además de las clásicas dudas existenciales que tienen todos los personajes de Gaiman. El cómic sirvió de introducción para una serie de larga duración –ya sin Neil Gaiman– que, a pesar de sus altibajos, tuvo buenos momentos. Aún no sabemos si Televisa lanzará el resto de las historias de The Books of Magic, sería un desperdicio no hacerlo, pero la extraña forma en que trata al sello Vertigo no nos garantiza nada.

7. The New Frontier‬ (Darwyn Cooke)

Probablemente la mejor obra del recientemente fallecido Darwyn Cooke, The New Frontier es una excelente historia que nos lleva al tránsito de los años cincuenta a los sesenta (es decir, de la Edad de Oro de los cómics a la de Plata) y logra transmitir la atmósfera social que se vivía en ese entonces, usando como fondo aspectos históricos reales, como el macartismo, la carrera espacial, el segregacionismo racial, la Guerra de Vietnam, o la Guerra Fría.

A pesar de que Superman, Batman y Wonder Woman forman parte de la trama, la historia se centra en los héroes más populares de la Edad de Plata, muchos de ellos ahora desaparecidos de las series regulares de DC, incluyendo a los Challengers of the Unknown, Flash, Adam Strange, el original Suicide Squad, Green Lantern y Martian Manhunter. Si bien la historia está influenciada por Watchmen, e incluso le permitió a Cooke escribir y dibujar Minutemen (una de las precuelas de la obra de Alan Moore), es mucho menos oscura y tiene un final esperanzador, mostrando la razón de ser de los héroes, además de contar la gran y épica historia del relevo generacional de los personajes de DC Comics. Su único punto flojo: el villano al que enfrentan los personajes. 

6. Strangers in Paradise (Terry Moore)

La obra maestra de Terry Moore es, sin duda, el mejor cómic que se publicó en México a lo largo del 2016. No se trata de una historia protagonizada por sujetos con superpoderes, hechiceros o antihéroes forzudos, sino por un dúo de mujeres con personalidades tan comunes como la de cualquiera. Las historias de las entrañables Katchoo y Francine (y el indeciso e ingenuo David) son cosas que, con matices dramáticos, podría pasarle a todos, historias de problemas familiares, enredos amorosos, problemas de dinero, venganzas y corazones rotos. Contra lo que podría pensarse, las historias se alejan de lo cursi y se vuelven adictivas. Sin duda el cómic de licencia imprescindible en este año. Además de Strengers in Paradise, Editorial Kamite también publicó este año otras dos obras de Terry Moore: SIP Kids y Echo. Además también mantuvo la publicación mensual de Rachel Rising, una historia de terror ampliamente recomendable.

Internacional

5. Patience (Daniel Clowes)

A pesar de no ser la mejor obra en la carrera de Daniel Clowes, Patience es un cómic más que interesante, que no tuvo a la crítica de su lado porque se promocionó con una grandilocuente campaña que la anunciaba como “la mejor obra de Clowes” de todos los tiempos, levantando expectativas imposibles de cumplir. En realidad se trata de un interesante historia de relaciones de pareja –en algunos momentos incluso endulcolorada– que toma como pretexto clichés de la ciencia ficción para enmarcarse. A pesar de alejarse de las complejas tramas que suele manejar el autor de Ghost World, usa con acierto las convenciones relacionadas con los viajes en el tiempo para narrar una historia de amor y la condición humana, irremediablemente egoísta. Una historia sencilla sobre pérdidas, la obsesión por no aceptarlas y el sacrificio, sin vueltas de tuerca, que resulta bastante buena si no se espera una de las típicas obras de Clowes.

4. The Flinstones (Mark Russell)

Cuando se anunció el reboot en cómic de los personajes de Hanna-Barbera la mayoría pensábamos que serían cómics intrascendentes, pero The Flinstones resultó ser una sátira social brillante, a la altura de South Park o la serie Louie, una joya enormemente divertida y, al mismo tiempo, increíblemente pesimista. En las historias que se han publicado hasta ahora se han tocado temas como los matrimonios igualitarios, el maltrato animal, los suicidios, los inmigrantes, la diferencia de clases, y el consumismo, todas contadas con el particular humor de Mark Russell (God Is Disappointed in You), quien no deja títere con cabeza, colocando a Pedro, Pablo, Vilma y Betty con problemas existenciales, depresivos, y criticando por igual a la clase trabajadora que a los altos ejecutivos, a las celebridades y, a la sociedad norteamericana en general.

3. Black Hammer (Jeffrey Lamire)

Jeffrey Lamire (Animal Man) logró plasmar su amor por el género de superhéroes con Black Hammer: una historia de misterio y problemas familiares enmarcada por superhéroes arquetípicos (cada uno como un homenaje particular a los héroes de la época de Oro y Plata), que incluye incontables guiños en el texto y los dibujos –sobre todo en la información complementaria que se incluye en los cómics– a los héroes de DC. La historia inicia cuando un grupo de héroes (una calca de la Liga de la Justicia) se enfrenta a un villano cósmico, y después de una cruenta batalla son dados por muertos, cuando en realidad se retiraron a una vida en apariencia apacible a un pueblo rural, donde se hacen pasar por una familia convencional. A pesar de ser un cómic protagonizado por superhéroes, el énfasis de la historia se encuentra en las relaciones entre los personajes, cada uno con problemas personales particulares, que asumen como propia la relación familiar que disfraza su condición especial y deprimidos por su pasado glorioso.

2. Tetris: The Games People Play (Box Brown)

La interesante historia detrás de la creación de Tetris, el videojuego ruso más famoso de todos los tiempos, fue plasmada por Box Brown (André the Giant: Life and Legend) en The Games People Play, un cómic lleno de nostalgia. La historieta nos regresa a los años de la Guerra Fría y nos deja ver el proceso de creación del juego, así como los conflictos filosóficos y políticos que vivió Alexey Pajitnov, el creador de Tetris, cuando su obra se volvió un fenómeno mundial y tuvo que lidiar con la oscura burocracia soviética, que intentó explotar lo más posible el éxito del juego. El texto también es una muestra de la acuciosa intensidad por la investigación de Brown, que llena de referencias, notas y aspectos interesantes alrededor del juego, volviendo al cómic una lectura absorbente, igual que el mismo Tetris.

1. Dark Night: A True Batman Story (Paul Dini)

¿Una historia de Batman publicada por Vertigo? Sí y no, en realidad es más un no que un sí. Dark Night es, en realidad, una historia autobiográfica de Paul Dini, uno de los cerebros creativos detrás de la aclamada Batman: The Animated Series, la popular serie animada del encapotado que conquistó al mundo en los años noventa. El grueso de la trama se habla de cuando Dini, en el momento de mayor fama de la serie de animación de Batman, recibe una paliza que le desfigura el rostro y se da cuenta de que escribir sobre héroes en un mundo donde no existe es una completa tontería.

El cómic muestra el proceso de recuperación, y cómo en sus momentos de soledad convive –por medio de proyecciones de su mente– con Batman, la galería de villanos del Caballero de la Noche, y el personaje que él mismo ayudó a crear: la ahora famosa Harley Quinn. En realidad la historia es una autorreflexión de Dini, en la que el autor autoanaliza su vida y usa a los personajes como proyecciones de su subconsciente, no siempre saliendo bien parado, pero de una manera muy honesta, divertida y reflexiva. Sin duda es una historia que, más allá de su premisa, está excelentemente escrita y remite a Play It Again, Sam del indiscutible genio Woody Allen.

Mención honorífica

La Devoradora (Javier Gutiérrez Nova y Pablo Contreras)

En medio de un panorama de cómic nacional intrascendente –con ligerísimas excepciones– surge La Devoradora, una propuesta que en los 3 números que lleva sobresale por contar con una voz propia, que se aleja de las formulas fáciles, de las copias de las historietas de Estados Unidos o Japón, para narrar una historia que será familiar para todo habitante de la Ciudad de México que no viva en Las Lomas, o en alguna otras de esas colonias a la que sus habitantes intentan hacer parecer menos fresas al incluir en sus apelativos la palabra “barrio”.

La historia de Joel, el personaje principal del cómic, se enlaza con la de la monstruosa metrópoli –la auténtica devoradora de la historia–, de la que se mencionan diferentes momentos históricos que se enlazan con los recuerdos vivenciales de protagonista, mostrando como él se va corrompiendo a la par que la ciudad. Si bien la historia podría parecer exagerada para todo aquel que no viva en el ex DF, es una réplica exactas de lo que viven (vivimos) muchos chilangos y mexiquenses día a día. Para más de uno será un golpe de nostalgia–eso sí, muy divertida de nuestra propia vida.

etiquetas

Chatarra cuántica

Fue asiduo caminante del ágora, hasta que la vida le enseñó que lo verdaderamente importante es dormir. Cree, sin pedantería, que uno se puede reír de todo y de todos.

Artículos de este autor
Relacionados

Revelan 5 grandes villanos que quedaron fuera de The Lego Batman Movie

Nos habría encantado verlos en sus versiones Lego. Para este... »

Lego Batman llega al Arrowverse

El simpático héroe de Lego conoce a sus contrapartes de... »

Lego Batman es un buen ciudadano en esta maravillosa serie de fotos

No todos los héroes usan capas... pero él sí. Ric... »

Kevin Smith se niega a dirigir la nueva película de Batman

Y da tres buenas razones para negarse a tomar las riendas... »

Ben Affleck ya no dirigirá la nueva película de Batman

Aunque seguirá como productor y protagonista de The Batman. Que... »

Trump se roba una frase de Bane en su primer discurso

No sabemos si fue a propósito o no, pero esto... »
Recomendados
17.02.17 | Cultura

Raropedia: Lisztomanía

Un siglo antes de que estallara la Beatlemanía en el mundo, hubo reacciones de locura por las interpretaciones de otro... »
17.02.17 | Cultura

¿Guillermo González Camarena inventó realmente la televisión a color?

El ingeniero mexicano contribuyó significativamente al desarrollo de la televisión en el mundo, aunque su legado se ha desvanecido entre... »
14.02.17 | Ciencia

¿Cómo explica la ciencia el misterio del amor?

La ciencia es la mejor manera de entender un fenómeno tan complejo como el amor. A lo largo de la... »
Lo más leído
Toyota hace el mejor comercial de su historia, gracias a Street Fighter II 14.02.17 | Cultura - Videojuegos

Toyota hace el mejor comercial de su historia, gracias a Street Fighter II

Juan Gabriel volvió a los escenarios… en forma de “holograma” 14.02.17 | Tecnología

Juan Gabriel volvió a los escenarios… en forma de “holograma”

20 increíbles productos que todavía no existen 14.02.17 | Tecnología

20 increíbles productos que todavía no existen